Bermejo Barrera: “Lo que está en riesgo de desaparición es la esfera pública”

El historiador publica 'Os señores da mentira. Política e cultura en Galicia'

Como en una trilogía, después de La fábrica de la ignorancia y La maquinación y el privilegio, José Carlos Bermejo Barrera reúne causas pendientes en el reciente Os señores da mentira. Política e cultura en Galicia (Edicións Lóstrego). “Se trata de analizar por qué existen personas que pueden urdir grandes mentiras políticas, económicas y culturales”, resume el catedrático de Historia Antiga de la Universidad de Santiago, “e imponerlas gracias al poder político y a los medios”.

Las mentiras de partida, tras la caída del Muro, son las mismas a nivel global, gallego y español: fin de la historia, fin de las ideologías e imposición del discurso neoliberal. Desde los rescoldos de la guerra fría hasta la actual “deslegitimación de la democracia”. Entre otras cosas, señala, porque “la propia muerte de la política dejó muy claro que los derechos fundamentales pueden no ser más que papel mojado”.

El diagnóstico de este imperio de la mentira en Galicia es el de un país con una gravísima crisis económica, demográfica y social. “El de un país en el que ni sus tres grandes partidos, ni sus universidades ni sus intelectuales son capaces de hacer un análisis crítico de la situación real, debido a que comparten el diagnóstico neoliberal, BNG incluido, y a que son incapaces de concebir la política de otro modo que no sea un juego de captación de votos. Han contribuido a convertir la cultura gallega en un simulacro”.

Si esto es así, como afirma Bermejo, la clave es “una sociedad desinformada gracias al silenciamiento de grandes sectores de la vida real, así como el estrangulamiento económico y la dependencia política de los medios, que están llegando a un límite en el que lo que podría desaparecer es la esfera pública”.

No proliferan nombres y apellidos en Os señores da mentira. Bermejo lo argumenta: “Las denuncias personales basadas en hechos reales son imposibles aquí. Galicia no es EEUU, no existe el Washington Post ni caerá nunca un presidente con su Watergate. Y a quien saca del medio el Supremo es al juez Garzón”.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS