50 años de ‘beatlemanía’

El cuarteto estadounidense Beatlemajesty recupera canciones de los héroes de Liverpool con un espectáculo musical en el teatro Nuevo Apolo

El aeropuerto de Madrid-Barajas fue protagonista ayer de un pequeño viaje en el tiempo, cuando cuatro esbeltas figuras aparecieron por la puerta delantera de un gigantesco Airbus 340-600 de Iberia. Sin monteras en esta ocasión, los estadounidenses de Beatlemajesty desembarcaron en Madrid enfundados en impecables trajes negros de corte sesentero, adornado por medias melenas y flequillos voluminosos. De esta guisa, los artistas traen al teatro Nuevo Apolo desde mañana hasta el 14 de julio, Beatlemanía, un espectáculo musical que recupera los grandes éxitos de la legendaria banda de Liverpool.

Con esta recreación de la llegada por primera vez el 1 de julio de 1965 en de los Beatles a Madrid, los norteamericanos presentaron en la capital su número musical en el que se incluirán bailarines y al coro madrileño Gospel Factory. “Fui a ver un espectáculo de jazz de Broadway en Barcelona y era aburrido, estaba mal hecho… y pensé que si la gente quería ir a ver algo, yo iba a traer Beatlemanía y mejorarlo”, explica con un fuerte acento en castellano Dennis Marcotte, productor de esta aventura en España.

Tras una parada de 10 días en Barcelona —donde Beatlemanía atrajo a cerca de 6.000 personas, según Marcotte— los estadounidenses subirán a los escenarios del Nuevo Apolo un número que nació en 1977 y que resistió en la prestigiosa cartelera de Broadway dos años, para llevarlo después de gira por Estados Unidos, Canadá, Europa, China, Singapur, Australia y Japón.

“A David Krebs y Steve Leber se les ocurrió esta idea porque sus hijas cantaban canciones de los Beatles”, recuerda el carismático Bobby Taylor metido en la piel del batería Ringo Star. “Cuando éramos niños no nos gustaba la música de nuestros padres, ni a ellos la nuestra, pero ahora todos se prestan los discos”, añade Alan LeBoeuf, el imitador de Paul McCartney, con quien guarda un gran parecido físico.

De arriba a abajo, los estadounidenses Alan LeBoeuf (Paul McCartney), Jaimmy Pou (George Harrison), Peter George (John Lennon) y Bobby Taylor (Ringo).
De arriba a abajo, los estadounidenses Alan LeBoeuf (Paul McCartney), Jaimmy Pou (George Harrison), Peter George (John Lennon) y Bobby Taylor (Ringo).Álvaro García

El espectáculo representado por estos cuatro septuagenarios en forma contará con una indumentaria detallista de la época, desde los clásicos trajes formales de los directos, hasta a los chillones pantalones y chaquetas de Yellow Submarine, y los originales instrumentos de formas atípicas.

“Es importante tener una profundidad musical. El efecto de la imitación dura solo los primeros minutos, el público tiene que sentir la música tocada por buenos profesionales o se irá”, comenta con una despreocupada risa LeBoeuf.

Coincidiendo con en el 48° aniversario de los conciertos que los Beatles ofrecieron en la plaza de toros de Las Ventas y La Monumental de Barcelona los días 2 y 3 de julio 1965, Beatlemajesty tocarán una vez más números uno como Twist and shout, She loves you o Yesterday.

“Más vale tener calidad porque hay que estar a la altura. Es la música, las letras, la actitud, las impresionantes personalidades de unos jóvenes inteligentes, ingeniosos y bien educados”, comentan los artistas que sorprendentemente no conocen la ciudad de origen de quien versionan.

Su actuación, sin embargo, está más que consolidada tras décadas de perfeccionamiento que les mantuvo actuando cada noche durante los últimos siete años en el Casino Theatre Las Vegas.

Así, Beatleajesty brinda una nueva posibilidad a jóvenes y nostálgicos de ver y escuchar a los imitadores de una de las bandas más importantes del siglo XX, algo que no se perdieron los cantantes Michael Jackson y Steven Tyler (Aerosmith) y el artista Andy Warhol en junio de 1977 en el Winter Garden de Nueva York. “Es como con Abba, mi mujer es fan pero yo no, y fuimos a ver el musical y me sabía cada canción, de repente me vi cantando con ellos… No sabía que yo conocía todos los éxitos. Y esto es lo mismo”, piensa Marcotte.

Los Beatles saltaron al estrellato a comienzo de los sesenta y se consolidaron como leyendas del pop-rock a lo largo de esa década. Llegaron a ser “más famosos que Jesucristo”, como dijo el propio John Lennon para escándalo de los bienpensantes de la época.

Los estadounidenses de Beatlemanía en la reconstrucción de la llegada del cuarteto de Liverpool a Madrid el 1 de julio de 1965.
Los estadounidenses de Beatlemanía en la reconstrucción de la llegada del cuarteto de Liverpool a Madrid el 1 de julio de 1965.Álvaro García

Después de su separación y disolución como grupo en 1970, los ingleses pueden presumir de haber logrado vender cerca de 400 millones de discos en todo el mundo, a través de 28 publicaciones entre sencillos y álbumes. Casi 35 años después su música continúa conquistando nuevas generaciones.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS