Javier Ruibal trae dos noches de aromas del Sur a la Sala Russafa

Presenta su nuevo álbum, 'Quédate conmigo', grabado en su propio sello tras años de silencio

Javier Ruibal, en una actuación reciente.
Javier Ruibal, en una actuación reciente.

Javier Ruibal tiene un público fiel en Valencia, que aprecia la múltiple calidad de cantautor, músico de raíces e intérprete amable que, como el mismo decía en una entrevista en este periódico, no quiere "dar la brasa a nadie". Tendrán oportunidad de verlo dos noches seguidas (algo que hoy día pocos intérpretes hacen) en la Sala Russafa de Valencia, donde presentará viernes y sábado Quédate conmigo, un nuevo disco con el que estrena sello discográfico y productora. Es decir, ha ganado en autonomía, que es Lo Suyo como ha bautizado a su estudio y sello de grabación. 

Once álbumes en treinta años dan idea de un autor comedido pero perseverante, que mima cada nueva producción con esmero y que rara vez defrauda. Lo saben quienes, como Martirio, Ana Belén, Javier Krahe, Mónica Molina o Pasión Vega, han cantado sus canciones. Ama la poesía, ama el flamenco lo agita en las aguas de una amplia cultura musical para ofrecer un producto genuino, elegante y cargado de emociones a la vez. Ecos de la India, Sefarad o Bahía pueden percibirse por ahí al escuchar el último álbum, tras ocho años de silencio discográfico.

Su paisano el escritor Jose Manuel Caballero Bonald lo describe como "un buscador de aromas, un perseguidor de la fábula y el ensueño, un explorador de la belleza, un acólito de la mística de lo profano, un sanador a través del éxtasis". No solo aromas -que sí-, sino también colores, sensaciones táctiles, contornos y, claro, sonidos que evocan otros espacios. Por eso de Ruibal  puede decirse que es un cantante plástico que habla de cosas serias y amables en tono festivo. Y después de escucharlo no es extraño sentir que la brisa del Puerto de Santa María -su puerto- ha pasado por delante y se ha quedado aquí un rato.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS