La Feria Alternativa de Castellón estrena ubicación con oposición vecinal

Los castellonenses valoran positivamente el cambio de esta muestra que cumple 28 años

Feria alternativa de Castellón.
Feria alternativa de Castellón.ANGEL SÁNCHEZ

La Feria Alternativa de Castellón ha abierto este jueves las puertas de su 28 edición y lo ha hecho un su nueva ubicación. El traslado de esta tradicional feria (que se instala cada jueves de las fiestas de la Magdalena) desde la explanada del Auditori hasta el bulevar Blasco Ibáñez ha generado polémica y expectativas. El Ayuntamiento decidió trasladar este evento por las críticas que despertaba año tras año la ubicación de decenas de puestos de comida en una zona de arena y polvo. El equipo de gobierno tardó en decidir su nuevo destino. De hecho, hace un mes la oposición criticaba que la indefinición podía poner en riesgo su celebración. “La indefinición y las dudas del PP están haciendo peligrar que este año haya nueva edición”, decía la concejal de Compromís, Ali Brancal, que destacó que se trata de la feria más antigua del territorio español de estas características.

La feria ha pasado de estar en una zona apartada a alojarse en el centro de varias urbanizaciones. La asociación de vecinos criticó que la ubicación generaría caos puesto que está previsto que diariamente pasen por la feria unas 25.000 personas. “Solo con que un 20% de personas quieran ir en coche tendríamos una afluencia de 3.000 coches diarios que saturarán la zona, impidiendo el acceso a los vecinos y al aparcamiento de la Ciudad de la Justicia”, dijo la portavoz de EU, Carme Carreras.

Finalmente, el cambio ha dividido a los castellonenses. “La feria está mejor aquí, está todo mejor distribuido y no hay polvo”, comentaba una de las asistentes. Pero hay vecinos que han estado buscando aparcamiento durante más de media hora.

Junto al cambio de ubicación, otra novedad de la feria es que este año el Ayuntamiento sí cobrará una tasa por ocupación de la vía pública, al igual que otros mesones y carpas de las fiestas de la Magdalena.

La Feria Alternativa cuenta con 325 expositores de artesanía, productos ecológicos, alimentación biológica, restauración, puestos de ONG y productos artesanos de África, Latinoamérica y Asia. También ofrece una programación de conferencias y mesas redondas.

Otra cita imprescindible de las fiestas de la Magdalena que ha tenido lugar hoy es el Coso Multicolor, una batalla de miles de kilos de confeti en la que participan niños y padres.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción