viaje institucional del lehendakari

El presidente del Senado de México reconoce el “destino de nación” vasco

El lehendakari reclama "un acuerdo abierto" para avanzar en el autogobierno

Iñigo Urkullu, durante su visita al Senado de México.
Iñigo Urkullu, durante su visita al Senado de México.EFE

La presencia del lehendakari, Iñigo Urkullu, en la comisión de Relaciones Exteriores del Senado de México, ha dinamizado la proyección política de su viaje institucional a este país, dominado por el acento económico en su agenda. De hecho, el presidente del Senado de México, Luis Miguel Barbosa, se encargó de hacerlo al asegurar ayer que respeta al Reino de España, pero que “reconoce el destino como nación que ustedes están construyendo” en el País Vasco, con una mirada directa a Urkullu.

En la cuarta jornada de su viaje institucional a México, el lehendakari intervino en esta Cámara de representación para señalar que “España tiene pendiente encontrar un mejor encaje para sus diversas realidades nacionales”, en referencia a las comunidades de Euskadi, Cataluña y Galicia. En ese contexto reclamó un “acuerdo abierto” para avanzar en el autogobierno. Por su parte Barbosa indicó que los senadores mexicanos “creen en la diversidad de las culturas, en la pluralidad y en la convivencia pacífica en el mundo”. En su discurso, mostró su “respeto a la construcción y destino de su pueblo como nación”, aunque recordó: “A ustedes los españoles se les quiere mucho en México; somos producto de un mestizaje con ustedes y compartimos una de sus lenguas”.

En cuanto a la agenda económica, Urkullu señaló que el proceso de reforma energética que está impulsando el Gobierno mexicano ofrece grandes oportunidades a las empresas vascas del sector. Así lo declaró tras la reunión mantenida con el ministro mexicano Joaquin Coldwell, quien, a su vez, realizó un reconocimiento expreso a las empresas vascas del sector que han colaborado con el Gobierno de su país en el asesoramiento ofrecido para la pretendida reforma.

Por su parte, el lehendakari puso en valor el rigor de las empresas vascas, su carácter internacional, el nivel de cumplimiento, y la experiencia acumulada en Euskadi en políticas de energía.

Por otro lado, la consejera de Desarrollo Económico y Competitividad, Arantza Tapia, también constató que la reforma energética impulsada por el Gobierno de México abre grandes oportunidades para las empresas vascas, que al mismo tiempo, están ya bien posicionadas en este país. Tapia valoró muy positivamente la reunión con Pemex, en la cual pudieron confirmar que se pondrá fin al monopolio de esta empresa en la gestión del hidrocarburo, constatando así la apertura de este mercado a otras empresas.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS