Las siete caras de Josep Maria Ballarín

Un esbozo fugaz de la cosmovisión del particular sacerdote catalán

Ballarín saluda a Lara, recogiendo el Ramon Llull, en el 97.
Ballarín saluda a Lara, recogiendo el Ramon Llull, en el 97. Joan Sánchez

Una rauda mirada a dos de los libros autobiográficos más recientes de Josep Maria Ballarín, El sac dels records (Efadós) y Mossèn Ballarín per ell mateix, por Jaume Huch (La butxaca), permite hacer un esbozo fugaz de la cosmovisión del particular sacerdote.

Barça.

“Me imagino el cielo como un partido de fútbol en el cual el Barça le hace un gol al Madrid cada minuto”.

Escritura.

“Escribir me cuesta mucho”.

“Mi primer libro se publicó en 1966; tenía 46 años. He ido a la televisión a los 70 años; humanamente, mi vida no ha sido de demasiados éxitos, pero doy gracia a Dios por ello. Si hubiera tenido el éxito de Mossèn Tronxo a los 30, no sé cómo lo habría digerido”.

Filosofía.

“La vida no es como te la dan sino como te la tomas”. “querer es difícil. No es llorar por lo niños de Vietnam (que ya es, es aguantar el incordio de los de cerca. Un día y otro”.

El humor sin sarcasmo es una ternura”.

“En esta vida es tan importante saber que sabemos como saber que no sabemos”.

“Por mucho que lo atiborremos de hierbas, angustia, de vida fácil y de neveras, el hombre mira instintivamente arriba”.

“El hombre que siempre va con careta acaba hecho pedazos por dentro”.

“Es necesario ser pobre y aceptarse sin ofuscarse mucho”

Hemos salido de la caldera de los demonios y hemos caído en las parrillas de la psicología. Todo tiene una justificación”.

“Estamos enfermos de ruido”

“La economía capitalista remueve miseria, quiero decir dinero; nos tiene estacados en el palo de los tormentos”.

“Nos han acabado de desmontar el mundo y el hombre”.

Marx no se movió de sus trece, la revolución con fundamentos científicos. Sus bellas dialécticas, sin embargo, cayeron en manos de un ejecutivo agresivo, que diríamos ahora”.

Literatura.

“Cualquiera que haya leído Cien años de soledad y no la Odisea, es un analfabeto”.

“A Jacint Verdaguer el clero le dejó solo. Los sabios de hoy se lo saltan. Pero el pueblo no le ha olvidado. Sabe que es el más grande poeta que ha dado nunca esta tierra”.

Personalidad.

“Había nacido destinado a ser un mocos de buena casa. Dios se apiadó de mí convirtiéndome en el pobre de la familia”.

“Desde bien pequeño he tenido que oír que era una cabra”

“Sufrimos mucho en casa. Pasamos un hambre terrible durante la guerra civil, Tanto que, en agosto de 1939, murieron mi padre y mi hermana en 15 días”.

“No he podido llegar a surrealista; me gusta demasiado la coca de Sant Joan”.

Política.

“Desde los 11 años, con la proclamación de la República Catalana, soy de Macià; siempre he tenido por atajo la Cataluña que soñaba Macià. Encontré el espíritu de Macià en la serenidad de Heribert Barrera”.

“El peor dragón de los catalanes somos nosotros mismos”

“Sin recuerdos no hay pueblo ni gente”.

“Madrid es una capital gravemente enferma, tanto que ni se dan cuenta. No hay nadie que pueda remediarlo. Lo pagaremos todos”.

“El Rey Juan Carlos hizo un buen papel en la Transición; quizá fue el único que logró engañar a Franco”.

“Jordi Pujol es un amigo entrañable. Pujol no es pujolista. Es tan separatista como lo pueda ser yo. Y desde joven, pero se encontró gobernando”.

“Pasqual Maragall, es como un sobrino. Cada uno a, su manera, Pujol y Maragall llevan dentro la flor minúscula y tenaz y la fidelidad a la tierra. Pero han llegado a presidentes de la Generalitat. Han hecho política desde arriba del todo. No hablaré de ello”.

“Pujol es el mejor político que ha tenido Cataluña haciendo lo que Macià no tuvo tiempo de hacer”.

“Pujol es inocente, no importa, con la dignidad de un gran hombre”.

Religión.

“Mi abuela era anticlerical; mi padre era muy creyente pero anticlerical y la mare no necesitaba curas. Yo no sabía cómo eran. El mundo clerical siempre lo he vivido a contrapelo; pero como Dios me ponía dentro aunque hubiera sabido cómo eran también me habría hecho cura”.

“He sido un anticlerical. La Iglesia se ha mostrado siempre más preocupada por el Papa que por la gente”.

“Confesar es lo más bonito que hace un cura. Ser instrumento de la misericordia de Dios no se puede explicar”.

“Con la paz que da la pobreza, las suelto a la pata a la llana. Soy un cura estrafalario. Me encontraría mejor en la taberna que en la sacristía”.

“Nunca habrá cristianismo sin un cierto regusto doméstico, familiar y pobre, como el de los arenques. O lo que quieran, mientras sea familiar y pobre; Dios se hizo hombre para conocer el gusto del arenque”.

“A mamporros nunca se acaba con la fe”.

“Si los cristianos nos partimos el Pan, no entiendo por qué no nos partimos el pan de cada día”

“No podría creer en Dios si no supiera que nos parecemos a Él”.

“Jesucristo se nos ha vuelto de una raza desconocida, entre tantos doctores del egoísmo; no podemos ser cristianos si antes no somos samaritanos”.

“Dios no me ha hecho cura para ser un látigo de su justicia, soy señal vivo de su misericordia”.

“La Iglesia de hoy hace demasiado ruido de puertas cerradas; sólo puede hacer un servicio al país. Arraigamiento”.

“Es difícil ser obispo y conservar el olor de la tierra”.

“El Papa Francisco es un milagro. Quizá es obra de Juan XXIII desde el cielo, que en la tierra también fue un milagro

Sobre la firma

Carles Geli

Es periodista de la sección de Cultura en Barcelona, especializado en el sector editorial. Coordina el suplemento ‘Quadern’ del diario. Es coautor de los libros ‘Las tres vidas de Destino’, ‘Mirador, la Catalunya impossible’ y ‘El mundo según Manuel Vázquez Montalbán’. Profesor de periodismo, trabajó en ‘Diari de Barcelona’ y ‘El Periódico’.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS