El Gobierno de Junts pel Sí rechaza la subida del IRPF que propone la CUP

El Ejecutivo de Carles Puigdemont se niega a abordar más aumentos tributarios en la negociación de los Presupuestos

Carles Puigdemont con Anna Gabriel tras superar la cuestión de confianza.
Carles Puigdemont con Anna Gabriel tras superar la cuestión de confianza.Albert Garcia

El Gobierno de Junts pel Sí se ha conjurado para rechazar las subidas impositivas que le reclama la CUP en los tributos de Patrimonio, Sucesiones y, especialmente, en el IRPF. Esa es la posición que el PDCat y ERC que, según fuentes de la negociación, han acordado para afrontar las negociaciones de los Presupuestos para este año con la formación anticapitalista. Además de revertir privatizaciones de servicios públicos, la CUP exige la creación de dos nuevos tramos en la parte autonómica del IRPF, que tributarían un punto más que ahora, y derogar la rebaja del tributo sobre el juego que se aprobó para que saliera adelante BCN World.

Según las fuentes consultadas, las tensiones en el arranque de las negociaciones por los Presupuestos se dan sobre todo entre el PDCat, que rechaza rotundamente más subidas tributarias, y la CUP, que las exige para poder apoyar las cuentas. Ese choque entre ambos partidos se produjo ya cuando se trataba de atar el voto favorable de los anticapitalistas a la tramitación de las cuentas, que están permitiendo comisión tras comisión.

Entonces, se llegó a un acuerdo para incrementar el gasto social, crear un impuesto sobre activos improductivos en manos de las empresas y una batería de tasas sobre todo medioambientales. La CUP, sin embargo, quiere ir más allá y que el Ejecutivo catalán obtenga recursos de los grandes tributos. Según estas fuentes, el caballo de batalla es el IRPF, sobre todo cuando PSC y Sí que es Pot presionan con una propuesta que va más allá que la de los anticapitalistas. Estos plantean crear dos tramos nuevos: a partir de 60.000 euros, que tributarían un 22,5% en la parte autonómica, y otro desde los 90.000 euros, con un tipo del 23,5%.

La posición de partida consensuada es un no a la negociación,aunque las fuentes consultadas, que recuerdan que esa medida no tendría incidencia sobre los Presupuestos de 2017, indican que el PDCat es mucho más beligerante en ese aspecto. De hecho, el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, anunció el año pasado ante el empresariado del Círculo de Economía, en su cita anual de Sitges, una rebaja del IRPF. En cambio, ERC, cuyo presidente Oriol Junqueras ostenta la consejería de Hacienda, se ha mostrado dispuesta en varias ocasiones a estudiar una subida de ese tributo para las rentas más elevadas.

Sobre la firma

Lluís Pellicer

Es jefe de sección de Economía de EL PAÍS, donde ha desarrollado la mayor parte de su carrera. Ha sido corresponsal en Bruselas entre 2018 y 2021 y redactor de Economía en Barcelona, donde cubrió la crisis inmobiliaria de 2008. Licenciado en Periodismo por la Universitat Autònoma de Barcelona, ha cursado el programa de desarrollo directivo de IESE.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción