La candidatura independentista a la Cámara confirma su mayoría absoluta

La lista de la ANC pierde un epígrafe, que se queda la de Ramon Masià, pero mantiene 31

Joan Canadell, Montse Soler y Elisenda Paluzie, impulsores de la candidatura Eines de País, el pasado miércoles.
Joan Canadell, Montse Soler y Elisenda Paluzie, impulsores de la candidatura Eines de País, el pasado miércoles. ANC

La candidatura Eines de País, impulsada por la Assemblea Nacional Catalana (ANC) y el Centre Català de Negocis, tiene asegurada la mayoría absoluta en el pleno de la Cámara de Comercio de Barcelona, por lo que podrá escoger al próximo presidente de la corporación sin necesitar apoyos de otros candidatos. La junta electoral central ha comunicado este lunes los resultados definitivos de las elecciones que concluyeron la semana pasada, que reflejan un único cambio. La plataforma independentista pierde un epígrafe respecto al cómputo provisional ofrecido el miércoles y se queda con 31. Ese epígrafe pasa a la candidatura de Ramon Masià, que con los resultados provisionales quedaba sin presencia en el pleno.

Así, con el recuento definitivo, la plataforma independentista arrasa en las elecciones, mientras que el segundo grupo es el que impulsaban Enric Crous y José María Torres, apoyado por Pimec, que logró 4 apoyos. Tusquets se queda con 3 epígrafes. La plataforma femenina por la igualdad de género 50a50 obtiene el epígrafe restante.

Más información

La junta electoral central se ha reunido hoy para decidir si incluía 955 votos que el pasado miércoles evitó incluir en el recuento, al tener dudas sobre su procedencia. Aproximadamente dos tercios no se han tenido en cuenta en el recuento definitivo. En total, participaron 19.243 empresas en las elecciones, el 4,55% del censo total. En las últimas elecciones, celebradas en 2010, tan solo votaron 7.200 empresas. 

Los nuevos resultados abren, no obstante, una nueva posibilidad: que Bonpreu, que iba en la lista de la ANC y en la de Crous fuerce a integrar al exdirectivo de Damm y Cacaolat en su comité ejecutivo. 

Con el resultado confirmado hoy, la elección de los seis asientos reservados para las patronales pierde relevancia. Y se confirma la pérdida de peso de los 14 asientos de pago, por los que grandes empresas se han comprometido a pagar 75.000 euros anuales.

El cambio de posiciones se produce después de que la junta electoral central haya decidido sobre los 955 votos que estaban en duda tras efectuar el escrutinio la semana pasada. Entonces, el órgano electoral –integrado por el Departamento de Empresa y los secretarios generales de las 13 cámaras de comercio catalanas—decidió apartar esos votos al considerar que podrían haberse emitido de forma irregular, al proceder de direcciones de routers similares.

Esta tarde, antes de que se reuniera la junta, la Cámara de Comercio de Barcelona ha remitido un comunicado en el que reclamaba “rigor en el proceso de recuento final de votos y una comunicación clara por parte de sus responsables”. La entidad que aún preside Miquel Valls llamaba a evitar “cualquier situación que pueda lesionar la imagen de la corporación”.

Sobre la firma

Dani Cordero

Dani Cordero es redactor de economía en EL PAÍS, responsable del área de industria y automoción. Licenciado en Periodismo por la Universitat Ramon Llull, ha trabajado para distintos medios de comunicación como Expansión, El Mundo y Ara, entre otros, siempre desde Barcelona.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción