Secuencia inédita de Doctor Strange, la película de Marvel

El antagonista del personaje de Benedict Cumberbatch convoca de la Dimensión Oscura al demonio Dormammu

El neurocirujano Stephen Strange es el mejor, sus manos hacen literalmente milagros. Pero un accidente de coche se las inutiliza y, a pesar de los esfuerzos y de que empeña todo su patrimonio para recuperarlas, nada funciona. Allá donde la medicina no pudo hacer nada, descubre la esperanza en una comunidad aislada en Nepal llamada Kamar-Taj. Pronto se percata de que ese lugar no es solamente un centro de curación, de que esas personas son la vanguardia en la lucha contra unas fuerzas místicas sobre las que al principio su escepticismo le impide dar crédito, pero que aprende luego a manejar con rapidez hasta verse obligado a decidir entre regresar a su antigua vida o aceptar la nueva misión que, como mago, le corresponde. El propio Benedict Cumberbatch, que interpreta al personaje, pasó un año de su vida dando clases de inglés en un monasterio tibetano en Darjeeling, India. El aire oriental lo impregna todo.

Lo que no se había visto hasta ahora en esta película que según su director de fotografía tiene influencias audiovisuales de la psicodelia y de las estructuras de M. C. Escher, es esta secuencia en la que el antagonista de Strange, el hechicero Kaecilius, interpretado por Mads Mikkelsen, trata mediante un ritual de convocar al espíritu Dormammu, gobernante de la Dimensión Oscura.

Estas imágenes eliminadas del montaje original sí están sin embargo incluidas en la edición que próximamente saldrá a la venta en DVD y Blu-Ray

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS