CRÍTICA | BULLET TRAIN
Crítica
Género de opinión que describe, elogia o censura, en todo o en parte, una obra cultural o de entretenimiento. Siempre debe escribirla un experto en la materia

‘Bullet Train’, estupenda comedia negra de acción con carismáticos personajes

Será una de las películas del verano en el mundo y está llena de fantásticas contradicciones que la hacen aún mejor

Un momento de 'Bullet Train'.

Bullet Train es una obra con un apabullante sentido visual que está basada en una novela: Tren bala, del japonés Kotaro Isaka, publicada en el año 2020 y editada en España por Destino. Una comedia negra que solo parece pretender un refrescante entretenimiento pasajero en torno a la violencia y a la venganza, pero cuyos diálogos y estructura muestran un envidiable talento para la narrativa, para la composición de las réplicas y para la captura de elementos de la cultura popular en pos de un discurso que, sin ser elevado, tiene más filosofía que bastantes introspecciones mucho más pedantes. Una cinta de acción sin freno que tarda casi media hora en mostrar sus primeras, y espectaculares, secuencias de lucha y combate.

Una aparente nadería que se convierte en notabilísimo cine no ya por el extraordinario sentido de la puesta en escena de su director, sino por la fuerza y el carisma de sus personajes. Una historia capaz de trazar unos roles apasionantes con apenas unos trazos y unos textos que apenas los describen, ya que quedan dibujados por la exactitud de sus comportamientos y por el tono utilizado. Y, en fin, una película dirigida por alguien que no se forjó precisamente en la más prestigiosa escuela de cinematografía del mundo; tampoco en el montaje o la fotografía; ni siquiera en la consideración de las labores de producción o el respeto y el valor de la interpretación. Bullet Train está filmada por David Leitch, antiguo especialista, doble en las escenas de riesgo de Brad Pitt y Jean-Claude Van Damme. Un profesional que debió poner ojos incluso a sus espaldas para aprenderlo todo y después ir ascendiendo hasta coordinador de dichas secuencias, director de segunda unidad, productor y finalmente director.

Leitch ya había demostrado sus valores en dos de sus títulos anteriores: la rompedora Atómica (2017) y la muy divertida Deadpool 2 (2018), además de su labor de codirección, quizá no suficientemente acreditada, en John Wick (2014). Aquí se luce con un efervescente producto que bien podría definirse como un Tarantino aún más lúdico, en el que cinco asesinos a sueldo se encuentran en un tren bala japonés que hace su recorrido entre Tokio y Morioka, con un maletín como mcguffin evidente que mueve a los personajes. Un insólito Asesinato en el Orient Express para los nuevos tiempos y generaciones, en el que no importa tanto (o nada) el whodunit, el cluedo y la investigación del asesino, como la agilidad de los diálogos, la inventiva en la composición de los personajes y los formidables combates cuerpo a cuerpo en un escenario tan reducido como un tren en el que, para marcar la pauta, la ingenua serie de dibujos animados Thomas y sus amigos es sublimada como “la historia en la que está todo lo relacionado con la vida”.

El interminable sentido del humor y la belleza de Brad Pitt tienen sobresaliente respuesta en sus colegas de interpretación, todos ellos fabulosos, cada uno en un estilo muy distinto y con físicos, razas y edades distantes. Y aquí este crítico tiene especial predilección por la pareja de “hermanos gemelos” que interpretan el estadounidense de raza negra Brian Tyree Henry y el inglés blanco de Buckinghamshire Aaron Taylor-Johnson. La última contradicción de la fiesta.

Bullet Train

Dirección: David Leitch.

Intérpretes: Brad Pitt, Brian Tyree Henry, Aaron Taylor-Johnson, Joey King.

Género: acción. EE UU, 2022.

Duración: 126 minutos.

Estreno: 5 de agosto.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por nuestros mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites

Sobre la firma

Javier Ocaña

Crítico de cine de EL PAÍS desde 2003. Profesor de cine para la Junta de Colegios Mayores de Madrid. Colaborador de 'Hoy por hoy', en la SER y de 'Historia de nuestro cine', en La2 de TVE. Autor de 'De Blancanieves a Kurosawa: La aventura de ver cine con los hijos'. Una vida disfrutando de las películas; media vida intentando desentrañar su arte.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS