Lorenzo y Pedrosa desoyen a los médicos

Los dos quieren correr en Laguna Seca pese a que los doctores se lo desaconsejan por las consecuencias terribles de una nueva caída

Uno ha sido intervenido dos veces en la clavícula izquierda en solo 15 días. El otro fue evacuado del circuito de Sachsenring con un shock traumático, una conmoción cerebral, y una pequeña fractura también en la clavícula izquierda. Y ambos quieren, una semana después, volver a subirse a la moto, volver a competir. Y lo harán, salvo un nuevo contratiempo, en otro circuito muy exigente físicamente -tanto como el alemán-, con cuatro curvas a la derecha, siete a la izquierda, y el viraje más famoso del calendario: el Sacacorchos. Jorge Lorenzo puso rumbo a Laguna Seca el miércoles y Dani Pedrosa lo hará el jueves. Pese al dolor, los riesgos, y los consejos de los médicos.

Tanto uno como otro han declarado sentirse cada día mejor. Ya lo advirtió Valentino Rossi el domingo: "Yo creo que Lorenzo estará en Laguna. No tengo información privilegiada, pero sé cómo va esto: primero te encuentras fatal, luego vas mejorando y a media semana te preguntas ¿por qué no?". No se sienten fuertes, pero sí capaces. Y, probablemente se hicieron aquella misma pregunta: ¿Por qué no? No están dispuestos a regalar ni un punto de más a sus rivales, no dejarán vía libre a Márquez, líder, con dos puntos de ventaja sobre su compañero en Honda, y once sobre el de Yamaha.

"Al principio pensé que lo más conveniente sería tomarme el tiempo necesario para recuperarme y volver para Indianapolis, pero los dos últimos días me he sentido mucho mejor. Quiero estar allí", explicaba Lorenzo en el comunicado del equipo. Aspiraban a ganar el título y no piensan dar su brazo a torcer fácilmente: "Ha sido un palo porque llegábamos a Sachsenring en muy buena posición de cara al Mundial, pero así son las carreras. Queda mucho campeonato y todo está por ver", insistía Pedrosa, que ni siquiera se presentó a la revisión médica que había concertado en Barcelona el lunes después de renunciar a correr en Alemania por un segundo episodio de hipotensión a consecuencia de la brutal caída del sábado.

Tanto uno como otro corren el riesgo de hacerse más daño si se produce una nueva caída. El doctor Claudio Macchiagodena decía el domingo que en ningún caso aconsejaría a Pedrosa correr este fin de semana, pues como su lesión no necesita operación, existe un gran riesgo de que el hueso termine de romperse. También le pidió prudencia a Lorenzo el doctor Marc Cots. Si bien, admitía que estaba en condiciones físicas de subirse a la moto, "igual que lo hizo tras la primera intervención". Solo cabe esperar que uno y otro tengan mejor suerte esta vez. "Intentaré no tomar muchos riesgos", promete el mallorquín.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Nadia Tronchoni

Redactora jefa de la sección de Deportes y experta en motociclismo. Ha estado en cinco Rally Dakar y le apasionan el fútbol y la política. Se inició en la radio y empezó a escribir en el diario La Razón. Es Licenciada en Periodismo por la Universidad de Valencia, Máster en Fútbol en la UV y Executive Master en Marketing Digital por el IEBS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS