Gasol, una exhibición a la altura del mito de Galis

El héroe de Grecia en 1987, Djordjevic y Nowitzki, entre los contados precedentes de actuaciones colosales como las de Pau

Drazen Petrovic, en un partido con Yugoslavia en 1984.
Drazen Petrovic, en un partido con Yugoslavia en 1984.europa press

Galis, Petrovic, Sabonis, Djordjevic, Nowitzki. La mitología de los Campeonatos de Europa de baloncesto es densa y abarca 80 años, desde que empezaron a disputarse en Ginebra con triunfo para Letonia y medalla de plata para España. Sin embargo, son contados con una mano los que han conseguido alardes individuales como los que está llevando a cabo Pau Gasol en este Eurobasket.

El pívot español se superó, si cabe, en la semifinal contra Francia. En una noche histórica, empujó al triunfo a su equipo con 40 puntos, la mitad de los que consiguió España para cerrar la victoria ante Francia en 80-75. Gasol, cuya mejor marca anotadora con la selección era de 37 puntos, en 2004, también ante Francia, promedia 25,6 puntos en el campeonato y es el máximo anotador y el quinto máximo reboteador, con una media de 8,4 capturas. “Es una bendición tenerlo cerca, el mejor jugador al que he entrenado, y he entrenado a grandísimos jugadores como Navarro, Djordjevic y tantos otros que no recuerdo”, le ensalza el seleccionador español Sergio Scariolo.

El mito de Nikos Galis se mantiene en la historia de los Campeonatos de Europa como el ejemplo máximo de hasta qué punto puede abanderar a una selección. Nacido en Nueva Jersey, formado en la Universidad de Seton Hall y descartado por los Celtics, que lo habían elegido en el draft de 1979, Galis, con 21 años, inició su carrera profesional en el Aris Salónica. En el Eurobasket de 1983, en Francia, ya dio que hablar por su clase y su muñeca, formando un dúo admirable con Giannakis. Pero fue en 1987 cuando rompió todas las barreras y le dio a la Grecia la primera medalla de oro de su historia.

Más información
Bestial Pau Gasol
‘Marsellesazo’ de Pau Gasol
Cómo Francia se rinde a la “joya” Gasol
España gana a Francia en la prórroga y se mete en la final del Eurobasket

En un ambiente explosivo, llevado en volandas por la apasionada afición griega que llenó todo el campeonato las 18.000 plazas del Pabellón de la Paz y la Amistad en El Pireo, Galis fue el verdugo de todos los rivales, excepto un partido en la primera fase contra España cuyo resultado no fue determinante para el torneo. Galis, un tirador excelso, con una suspensión en la que parecía que desafiara las leyes de la gravedad, promedió 37 puntos. En la final, contra la URSS, anotó 45 puntos, más de la mitad de su equipo, que ganó el partido por 81-80.

Ocho años después, otra vez en Atenas, en una final apasionante y en la que Lituania de Sabonis y Marciulionis estuvo a punto de retirarse en protesta por el arbitraje, Djordjevic anotó 41 puntos, con un 9 de 12 en los triples, y fue determinante en el triunfo de Yugoslavia por 96-90.

Entremedias, en 1989, Drazen Petrovic se consagró en el Eurobasket que se disputó en Zagreb. Pero el ‘Mozart’ del baloncesto europeo, que anotó 28 puntos en la final contra Grecia, contaba con la colaboración de una serie de jugadores que arrasaron en aquel campeonato y marcaron una época: Divac, Radja, Zdovc, Danilovic, Kukoc y Vrankovic. Galis frustró la ansiada final aquel año entre Yugoslavia y la URSS. En las semifinales, con 45 puntos de Gallis, Grecia venció por 81-80 a la selección de Sabonis, Tijonenko, Marciulionis, Homicius y Volkov, entre otros.

Muchos jugadores han sido determinantes para sus selecciones. Tony Parker lo fue para Francia en el Europeo de hace dos años cuando ganó la medalla de oro y él promedio 19 puntos. Dirk Nowitzki siempre ha sido esencial en el rendimiento de Alemania, especialmente con la serie de recitales que la llevaron a la medalla de plata en 2005, después de vencer a España en las semifinales con 27 puntos de su figura. En 2001, en el Eurobasket de Turquía, Nowitzki anotó 43 puntos en el partido por la medalla de bronce. Pero España, en el primer torneo internacional de Pau Gasol, ganó aquel duelo por 99-90.

Galis fue el máximo anotador del Eurobasket en cuatro ocasiones (en 1983 con una media de 33 puntos, en 1987 con 37, en 1989 con 35,6 y en 1991 con 32,4). Pau Gasol lleva camino de su tercer título como máximo anotador. Lo fue en 2003 con una media de 25,8 puntos y en 2009, con 16,9. En la lista de artilleros igualaría los tres títulos de Nowiztki (2001, 2005 y 2007) y del yugoslavo Radivoj Korac (1961, 1963 y 1965).

Sobre la firma

Robert Álvarez

Licenciado en Periodismo por la Autónoma de Barcelona, se incorporó a EL PAÍS en 1988. Anteriormente trabajó en La Hoja del Lunes, El Noticiero Universal y el diari Avui.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS