Champions League - Grupo f - jornada 1Así fue
B. Dortmund
B. Dortmund
0 0
Finalizado
Barcelona
Barcelona

El exigente Dortmund prueba al nuevo Barcelona

El partido del Westfalenstadion, un campo tan colorista como intimidador, marcará la pauta del grupo

Messi, en el entrenamiento, en San Joan Despí.
Messi, en el entrenamiento, en San Joan Despí.ALBERT GEA (REUTERS)

Ha llegado la Champions y se vacía la enfermería del Camp Nou, obsesionado como está el Barça por un trofeo que se le niega desde 2015. El sábado reapareció Luis Suárez y hoy hasta Messi podría jugar en Dortmund. A Valverde, siempre sensato, le tocará gestionar la alineación para que no le acusen de politiquear después que el Camp Nou, en ausencia de las figuras, haya recibido con los brazos abiertos a futbolistas como De Jong, Carles Pérez y Ansu Fati. Hay jugadores nuevos y viejos vicios en un equipo que hasta ahora ha disimulado sus carencias en Europa con las jugadas y los goles del 10. La expectación es enorme para ver cómo se organiza el Barça alrededor de Messi.

Las convincentes actuaciones de esta temporada en el estadio contrastan con sus penurias en Bilbao y Pamplona. No se maneja bien en cancha ajena en LaLiga y desde hace tiempo también le cuesta ganar fuera —sobre todo en las fases finales— en la Liga de Campeones. Hay un dato ilustrativo de su carácter sedentario: Luis Suárez no marca fuera desde hace cuatro años: 1-1 en Roma.

Más información
Paco Alcácer: “Dortmund es un sentimiento futbolístico”
Messi recibe el alta médica

Los goles no han sido un problema en el Camp Nou, a pesar de la ausencia de sus delanteros titulares —incluido Dembélé—. La novedad son las concesiones defensivas que le han llevado a encajar siete tantos en cuatro partidos, una sorpresa también si se atiende a que la zaga es la única línea que no ha sufrido novedades ni tiene más refuerzo que el del inédito Junior. “Los goles en contra han sido por fallos que se pueden corregir fácilmente”, respondió Ter Stegen, que regresa a un estadio que “pone la piel de gallina” y en el que siempre perdió con el Borussia Moenchengladbach.

“La química que se genera en el campo empuja mucho al equipo. Hay una conjunción enorme entre público y jugadores. Va a ser complicado. Pero también será una buena piedra de toque para probarnos”, añadió Valverde.

El fútbol del Barça le viene bien al Borussia Dortmund, un equipo vertical, veloz, excelente en el contraataque y el juego por los extremos, culminado por Reus y Alcácer, quien ha marcado en todos los partidos oficiales (10 tantos en 8 encuentros). “Vamos a ser valientes, pero también habrá que defender muy bien. Hay que estar 95 minutos concentrados”, anunció Favre. El técnico sabe de la fiabilidad del Barça en la fase inicial y de que el partido marcará la pauta del grupo con el permiso del Inter. Messi siempre fue una garantía en estos partidos; habrá que ver cómo reacciona después de su lesión y con sus nuevos socios en Dortmund.

Sobre la firma

Ramon Besa

Redactor jefe de deportes en Barcelona. Licenciado en periodismo, doctor honoris causa por la Universitat de Vic y profesor de Blanquerna. Colaborador de la Cadena Ser y de Catalunya Ràdio. Anteriormente trabajó en El 9 Nou y el diari Avui. Medalla de bronce al mérito deportivo junto con José Sámano en 2013. Premio Vázquez Montalbán.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS