La hora del aprendiz Todibo

Con Lenglet sancionado y Umtiti lesionado, el central pide turno para disputar sus primeros minutos oficiales en el Camp Nou

Todibo, el día de su presentación con el Barcelona.
Todibo, el día de su presentación con el Barcelona.ap

La situación de Jean-Claire Todibo (Cayena, Guayana Francesa; 19 años) en el Toulouse durante el año pasado era un castigo porque no quería renovar y desde las altas instancias del club francés le impidieron volver a competir con esa camiseta. Penalidad de la que le alivió el Barça, tras un pago de un millón de euros, porque decidió adelantar el fichaje al mercado de invierno y no de verano. “Es una gran apuesta de futuro”, se felicitaron en el área deportiva azulgrana. “Su evolución ha sido muy buena y ha mejorado mucho como se pudo ver en pretemporada”, completan ahora. Tanto que este domingo ante el Sevilla (21.00, Movistar LaLiga) saldrá seguramente de la partida junto a Piqué, toda vez que Lenglet está sancionado y Umtiti lesionado. “Es una posibilidad clara”, aceptó Valverde, que también citó a Araujo, del filial.

Aunque siempre ha tenido prisas por jugar, Todibo aceptó desde el principio su papel de aprendiz. Más que nada porque él solo puso una condición al fichar. “No quiero ir al filial porque tengo muchas ofertas de equipos grandes y todos me quieren para el primer equipo”, vino a decir el central. Y no mentía porque le quería la Juve, el Liverpool, el Red Bull Leipzig, el Leverkusen.... Tenía el jugador una posición de fuerza y el Barça acabó por aceptar, no sin antes avisarle de que tendría una competencia feroz frente a centrales de la talla de Piqué, Lenglet y Umtiti. “Da igual”, replicó Todibo, todo confianza y personalidad.

Más información
El Barça aparta a Víctor Valdés del juvenil
España no puede convocar aún a Ansu Fati

Pero se tenía que hacer. “En el Barça, el puesto de central es el más complicado porque necesitamos que los defensas sepan sacar el balón desde atrás, que sean rápidos en la corrección y que no tiemblen cuando se quedan con muchos metros a sus espaldas”, esgrimen desde el club, conformes con la probatura que le hicieron en el curso anterior cuando lo pusieron de mediocentro para que entendiera mejor el juego; “y aunque Todibo tiene muchísimo potencial, todavía se está adaptando a las ideas del juego. Pero si responde a las exigencias del puesto, este puede ser su año”. Algo con lo que concuerda Valverde: “Para eso están los jugadores, para que cuando haya un problema, salgan a demostrar cosas. Y el partido ante el Sevilla es una buena prueba”.

Menos de 1.000 minutos

Ocurre que Todibo es aún un novel porque apenas ha competido en la élite. Así, suma 10 encuentros con el Toulouse —al inicio de la temporada pasada, disputó al completo nueve de los 12 duelos en la Ligue 1— y tres duelos con la camiseta del Barça, todos a domicilio; dos en el curso anterior frente al Celta y Huesca, y escasos cinco minutos en el choque de este curso frente al Getafe, cuando Lenglet debió abandonar el tapete por lesión. Lo que da apenas cinco minutos menos de 1.000 entre los mayores.

Queda por ver si cumple tan bien con el balón en los pies como en el ejercicio defensivo, donde todos destacan su comodidad para salir airoso en el uno contra uno. Algo que no parece preocupar a Valverde: “Es un futbolista muy potente, con mucha velocidad. Sí que tiene que regular a veces los impulsos en el juego, pero saca bien el balón desde atrás. Y, aunque lleva tiempo sin jugar, cuando lo ha hecho nos ha demostrado que puede ir creciendo”. Lo mismo piensa Piqué: “Tiene condiciones de sobra para jugar aquí. El equipo confía mucho en él”.

Sobre todo, en cualquier caso, desde que De Ligt negó al Barcelona para irse a la Juve, donde colmaban sus exigencias económicas —pedía cobrar igual que Piqué— y deportivas, ya que le garantizaron la titularidad. Más que nada porque el Barça se planteó cederlo en verano y reculó tras el rechazo del holandés. Aunque nunca quiso traspasarlo porque hizo oídos sordos al interés del Leverkusen y Milan, entre otros. Es el momento de Todibo y podría estirarse porque Piqué está apercibido en LaLiga y en la Champions. Otro problema para una defensa en cuadro, puesto que Alba y Junior siguen en la rebotica. “Jordi no está descartado para este partido”, matizó Valverde. Un partido hecho para Todibo.

La Asamblea debate sobre el voto electrónico

Josep Maria Bartomeu, presidente del Barcelona, afrontra este domingo una Asamblea delicada por los muchos asuntos pendientes —el fichaje frustrado de Neymar, las salidas del vicepresidente Jordi Mestre y del mánager Pep Segura, la situación económica de club, el Espai Barça, los cambios en La Masia—, y por la propuesta de Víctor Font, precandidato a las elecciones de 2021, de implementar el voto electrónico, opción avalada por 4.989 socios de los 3.253 necesarios para que se debata en la Asamblea.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS