El Bayern castiga al Madrid y deja sin premio a Garuba

El conjunto de Laso, incapaz de igualar la exigencia continental a domicilio, pierde su tercer partido consecutivo en la Euroliga a pesar del notable estreno del canterano

Garuba intenta taponar a Lo
Garuba intenta taponar a Loeuroleague

El mismo Real Madrid que marcha líder invicto en la ACB encadenó en Múnich su tercera derrota consecutiva en cinco jornadas de la Euroliga. Fatigado física y mentalmente para igualar la exigencia continental a domicilio, el conjunto de Laso patinó ante el Bayern de Monroe y Barthel, lastrado por su enclenque porcentaje en el perímetro (10 de 33 en triples), por 14 pérdidas de balón y por una generalizada falta de vigor que no pudo compensar el vibrante debut europeo de Usman Garuba. Aprovechando las bajas en el juego interior madridista y elevándose sobre el aplanamiento de su equipo, el canterano, de 17 años, acumuló 12 puntos, cuatro rebotes, tres robos, un tapón, cinco faltas recibidas y 20 de valoración en menos de 16 minutos en pista. Pero el Bayern dejó sin premio su notable estreno. En la temporada 2017-2018, la que acabó con la conquista de la Décima, los blancos encadenaron seis derrotas en siete jornadas, entre la 5ª y la 11ª, en su última gran racha negativa en Europa.

Más información
El Efes retrata a un Madrid errático
El Madrid pierde ante el Zalgiris su primer partido de la temporada
Carroll sentencia al Maccabi con un triple a dos segundos del final
El Madrid tira de repertorio para imponerse al Fenerbahçe

Se presentaba el Madrid en el Audi Dome de Múnich con un expediente continental saturado de dudas y pálido de puntos respecto a su trayectoria en la era Laso (75 de media en las cuatro primeras jornadas). Y el técnico madridista retocó su quinteto inicial, con la presencia de Llull y Causeur, en busca de los ajustes que mejoraran las prestaciones mostradas por su equipo en Kaunas y Estambul. Con una buena circulación de balón y mejor ritmo ofensivo que en las derrotas ante Zalgiris y Efes, los blancos minimizaron sus altibajos para equilibrar la intensidad local. Pero no cuajó el propósito de enmienda. Tavares, de nuevo desdibujado (2 puntos y cuatro rebotes), se cargó con dos faltas en menos de tres minutos, el acierto desde el perímetro volvió a flaquear (1 de 6 en triples en el primer cuarto; 3 de 13 al descanso) y la productiva brega de Mickey —9 puntos en un santiamén— resultó insuficiente para contener Barthel y Monroe. Dos triples de Koponen colocaron de nuevo al Madrid a contrapié (28-20, m. 12).

Para entonces, Garuba ya estaba sobre la pista y, a la estela de su briosa aparición, los blancos comenzaron a recuperar terreno. El canterano firmó cinco puntos, dos rebotes, dos robos y un tapón en sus ocho primeros minutos en pista y destartaló momentáneamente la inercia optimista del Bayern (37-38, m. 18). Sin embargo, superado el primer repecho, se relajó el Madrid ante la meta volante, se marchó tres abajo a los vestuarios y perdió de nuevo el paso en la reanudación.

Aumentó la colección de pérdidas de balón del conjunto de Laso y creció de forma exponencial la renta del Bayern (54-45, m. 25). La defensa madridista mostró las mismas señales de flaqueza que en las jornadas precedentes, la reaparición de Mickey fue menos rentable que en la primera mitad y el protagonismo episódico de Radosevic estiró la cuerda antes de entrar en la recta de meta (65-54, m. 29). Un lanzamiento triple de Causeur que no tocó el aro y una canasta del propio Radosevic fueron el descriptivo cierre del tercer cuarto.

Ante semejante tesitura, Campazzo ensayó el toque de corneta. Llegaron dos aciertos desde el 6,75, uno de Rudy y otro del propio Facu, pero Barthel ya campaba a sus anchas y, con su primer triple de la noche, colocó el +12 para el Bayern (77-65, m. 34). El arrebato de Campazzo y la intendencia de Randolph no bastaban y, para afrontar semejante desnivel, el Madrid recurrió al orgullo y a Garuba. Cuatro puntos consecutivos y un robo de balón del canterano resucitaron al conjunto de Laso (81-78, m. 36). Pero, cuando los blancos acariciaban el reenganche y habían barnizado de dudas al conjunto alemán, llegaron dos canastas del Bayern que descabalgaron al Madrid, una de Koponen que entró tras rebotar un par de veces en el aro; otra de Lo al contraataque tras aprovechar la 14ª pérdida madridista. Garuba se quedó sin premio y el Madrid aumentó sus dudas.

Sobre la firma

Faustino Sáez

Es redactor de deportes del diario EL PAÍS, especializado en baloncesto. Además del seguimiento de ACB y Euroliga, ha cubierto in situ Copas, Final Four, Europeos y Mundiales con las selecciones masculina y femenina. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid y ha desarrollado toda su carrera en EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS