La Liga del menos malo

El Barça y el Madrid mandan en el campeonato con la puntuación más baja en 13 años, lejos de los grandes de Europa y sin alternativa en España pese al declinar de sus plantillas

Marcelo cae ante Messi en el último clásico en el Bernabéu.
Marcelo cae ante Messi en el último clásico en el Bernabéu.David Ramos (Getty Images)

La noche del último clásico la cerró Gerard Piqué con un duro juicio sobre el rival que implicaba también un lamento sobre el estado de su propio equipo y atizaba las incógnitas sobre ambos en una Liga de mínimos: “He visto uno de los Madrid que transmitía peores sensaciones desde que estoy aquí”, resumió. Y ni aun así. Ganó el Real (2-0), y su victoria deparó otro relevo al frente de la clasificación, donde volvieron a colocarse los de Zidane, con un punto de ventaja sobre los azulgrana, 56 a 55. Aquello no duró: el domingo se fueron ambos a dormir con las posiciones de nuevo intercambiadas.

Los blancos se habían estrellado en el Benito Villamarín, el estadio de un Betis que los recibió tiritando, con el futuro de Rubi en el alero después de seis partidos consecutivos sin ganar en la Liga (tres empates, tres derrotas) y cifras que retrataban a uno de los equipos menos agresivos del campeonato. Según datos recogidos por Opta, son los que suman menos recuperaciones de balón, tabla que comanda el grupo de Zidane. Y ni aun así. “Ha sido el peor partido de toda la temporada”, concluyó el técnico francés. “Faltando 12 partidos tengo que motivar muy bien a mis futbolistas”.

Desde Valdebebas, descartaban este lunes que el tremendo esfuerzo en la presión que acumulan los estuviera desgastando. “Despiste mental, sí; agotamiento, no”, señalaban.

Más información

El caso es que sin haberse cruzado con el rival más exigente, en el primer envite, no encontraron el modo de defender el liderato y el Barcelona, romo en su victoria contra la Real Sociedad, volvió a superarles en la tabla: 58 por 56 puntos.

Estas puntuaciones hablan de dos equipos declinantes y de un campeonato sin alternativas de mando. La última vez que los dos primeros clasificados sumaban a estas alturas menos puntos que este curso fue en el 2006-2007, la Liga que se llevó el Madrid de Capello a golpe de remontada empatado a puntos con el Barça de Rijkaard (76). Entonces, después de 27 jornadas, la tabla la comandaban los azulgrana y el Sevilla con 53, por delante de los 48 de los madridistas.

La comparación con la temporada pasada también apunta al declive. El Barcelona lideraba entonces con 63 (cinco más que ahora), mientras que el Madrid, que había tirado la toalla, marchaba tercero con 51 (cinco menos). El exfutbolista Jorge Valdano encuentra una explicación casi biológica: “Las desapariciones y el paso del tiempo. En Barcelona, aunque ya han sido hace tiempo, sufren la marcha de Xavi e Iniesta. Y en Madrid, todavía la de Ronaldo. Y luego está el paso del tiempo. La columna vertebral del Madrid tiene la edad que tiene: Ramos (33), Modric (34), Kroos (30) y Benzema (32). En medio está Casemiro, que es más joven, pero está sobreutilizado. Y en el Barcelona están Piqué (33), Busquets (31) y el mismo Leo (32)”.

El Barça y el Madrid mantienen todavía cierta inercia de equipos que, pese a envejecer, son capaces de disputar la Copa y gobernar la Liga. Conservan futbolistas de enorme jerarquía, aunque de rendimiento decreciente, pero difíciles de sustituir, por razones deportivas, de mercado y hasta políticas, como explica Valdano: “Acusan también el síndrome de los entrenadores que están más cómodos con la veteranía. Entre Vidal y Fati, acaban eligiendo a Vidal. O a Modric y Kroos antes que a Valverde. La prueba es Vinicius, que sólo con su entusiasmo ya revitaliza”, dice.

Tampoco se han resuelto del todo las desapariciones. En el Barcelona, Griezmann no termina de encajar y la sucesión de lesiones de Dembélé ni siquiera permite comprobar cómo de lejos de Neymar está el francés.

En el Madrid, los contornos del vacío dejado por Cristiano Ronaldo todavía resultan visibles, en especial en los registros goleadores. A Marco Asensio le estalló la rodilla antes de que empezara el curso; a Hazard, el peroné dos veces cuando empezaba a despegar; Bale no fue reclutado para remontar al Betis y Luka Jovic sigue siendo un enigma, ahora fuera de las convocatorias.

Los azulgrana, además, atraviesan una época de inestabilidad institucional con efectos en el mercado de fichajes (la negativa inicial de Griezmann en el verano de 2018, las negociaciones fallidas por Neymar del de 2019), el banquillo (la destitución de Valverde y la tortuosa búsqueda de un sustituto), las luchas de poder en la junta (la crisis digital) y hasta en el vestuario. Al acabar el partido del sábado contra la Real, a preguntas sobre el ruido alrededor del Barça, Piqué apuntó a esta circunstancia: “Cuando el club está en debilidad surgen este tipo de cosas”, dijo.

Y mientras los dos grandes envejecen y sufren en Europa, no encuentran alternativa en casa. El Atlético de Madrid, inmerso en su propia mudanza desde la desaparecida vieja guardia, suma esta temporada 11 puntos menos que la pasada a estas alturas (45 por 56). El Getafe, uno más, y el Valencia, tres más. Las mayores crecidas son las del Sevilla (siete más) y la Real (ocho más), pero solo le alcanzan para colocarse tercero y sexto. Aunque el declive de la vanguardia no les sirve para amenazarla: los de Lopetegui marchan a 11 puntos del Barça y los de Imanol, a 15. Lejos de las puntuaciones de los líderes de las principales ligas europeas, los grandes siguen siendo quienes se disputan la Liga. Esta vez, la del menos malo.

El líder con más derrotas

Desde la temporada 2006-2007 no se veía un líder liguero con menos puntos que en la actual temporada a estas alturas (jornada 27). Entonces, Barcelona y Sevilla sumaban 53 puntos. El Lazio, con 62 puntos y un partido menos, es segundo en Italia con mejor puntación que los dos grandes españoles (58 y 56). Ningún primer clasificado en las grandes ligas europeas suma más derrotas (cinco) ni goles en contra (31) que el Barça. 71 puntos sumaban cuando eran líderes el Madrid en 2011-12 y el Barça en 2012-13 tras las 27 primeras jornadas.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción