La desidia llega al Camp Nou

Dos goles de penalti de Cristiano Ronaldo protagonizan la victoria de la Juve ante un Barça sin alma, sin juego y sin futbolistas, solo sostenido por Messi

Aráujo, De Jong, Messi y Lenglet en el partido ante la Juventus en el Camp Nou.
Aráujo, De Jong, Messi y Lenglet en el partido ante la Juventus en el Camp Nou.ALBERT GEA (Reuters)

La ruta sangrante del Barça por Europa incluye desde este martes una estación insospechada como es la del Camp Nou. Aunque no es una parada final, como las de Madrid, Turín, París, Roma, Anfield o Lisboa, la derrota resultó especialmente dolorosa por el escenario, invicto en los últimos 38 partidos europeos, desde la conquista del Bayern Múnich en 2013, y por el momento, presidido por una decadencia tan manifiesta que los dos goles de Cristiano Ronaldo, ambos de penalti, no se tomaron como una afrenta, sino que fueron recibidos con naturalidad ante la superioridad de la Juve. Nada pudo hacer Messi para salvar el liderato del Barcelona, clasificado para los octavos por detrás de los italianos, que pusieron los tres goles que necesitaban, ni uno más ni uno menos, para salir primeros del Camp Nou.

BCNBarcelona
Barcelona
0
Ter Stegen, Alba (Júnior Firpo, min. 54), Clement Lenglet (Umtiti, min. 54), Sergiño Dest, Ronald Araújo (Óscar Mingueza, min. 81), Pjanić, Frenkie De Jong, Messi, Pedri (Ricard Puig, min. 65), Trincão (Braithwaite, min. 45) y Griezmann
JUV Juventus
3
Juventus
Buffon, Matthijs de Ligt, Bonucci, Danilo, Arthur Melo (Rodrigo Bentancur, min. 70), Weston McKennie, Cuadrado (Federico Bernardeschi, min. 84), Ramsey (Rabiot, min. 70), Alex Sandro, Cristiano (Federico Chiesa, min. 91) y Morata (Paulo Dybala, min. 84)
Goles 0-1 min. 12: Cristiano. 0-2 min. 19: Weston McKennie. 0-3 min. 51: Cristiano.
Árbitro Tobias Stieler
Tarjetas amarillas Alba (min. 26), Ramsey (min. 27), Clement Lenglet (min. 29), Morata (min. 52), Umtiti (min. 59), Danilo (min. 68) y Júnior Firpo (min. 77)

El Barça llegó desnudo a su estadio después de ser caricaturizado en Cádiz. El equipo está tan desquiciado que tomó dos goles en un abrir y cerrar de ojos, como si se hubiera olvidado de atacar y defender, sin hilo de juego después de renunciar al pase y a la figura del tercer hombre que facilitaba los triángulos con el medio centro y los interiores, entregado a la carrera alocada de De Jong, el futbolista llave de Koeman.

No hay quien mueva al holandés del 4-2-3-1. Y el Barça no encuentra el timing a los partidos, ahora tampoco en la Champions después de su caótico inicio en LaLiga, presa fácil de adversarios pequeños y grandes, como si esperara a que despierte Messi. Y el 10, abnegado y servicial, se desgasta en carreras estériles y remates fáciles para porteros expertos y veteranos (42 años) como Buffon.

La Juve se encontró con un partido tan fácil que se dejó ir después del 0-2. Tuvo siempre la sensación de que metería el tercero cuando le hiciera falta por gentileza del Barça. Y así fue por el obsequio de costumbre de Lenglet.

Cristiano se presentó con un punterazo nada más comenzar el encuentro porque su equipo apretaba muy arriba y el Barça no sabía cómo salir del área de Ter Stegen. Los muchachos de Pirlo empujaban tanto que el árbitro pitó penalti por una carga de Araújo a Cristiano. Aunque no pareció falta, la jugada y el gol retrató la inferioridad del Barça, fuera de la contienda, impreciso y a remolque de la Juve. El segundo no tardó en llegar después de que los centrales y laterales flotaran al ataque italiano para que McKennie rematara un centro de Cuadrado. A algún hincha azulgrana le vino a la memoria Lisboa después de recordar Anfield en el Carranza.

Ronald Koeman, entrenador del F.C. Barcelona, durante el partido ante la Juventus. En vídeo, Koeman se muestra preocupado por su equipo. FOTO: AP / VÍDEO: ATLAS

La Juve, sin embargo, no sancionó con tanta saña como el Bayern la incomparecencia del Barcelona. Muy frágil en su área, permeable al fútbol de los italianos, tampoco sabía cómo enfrentar a la zaga de tres centrales dispuesta por Pirlo. Ausentes por lesión Ansu Fati y Dembélé, Koeman intentó abrir el campo con Trincâo y Pedri, dos atacantes que no son extremos, de la misma manera que Griezmann y Messi no responden a la figura del 9. No acertó el técnico cuando prescindió de Braithwaite y quiso evocar al partido ganado en Turín por 0-2. El equipo quedó resumido en una jugada, la de siempre, aquella en que se juntan Jordi Alba y Messi. El 10 fue el único jugador que dio fe de vida ante el absentismo de Griezmann y especialmente de Trincâo, finalmente sustituido por Braithwaite.

La salida del danés no arregló al Barça ni tampoco alteró el plan de la Juve porque Lenglet cometió el penalti de rigor después de una carga de Araújo con Cristiano. El francés defiende más con las manos y los brazos que con los pies, siempre generoso con el contrario, reincidente con sus obsequios, ahora también en la Champions. Ya amonestado con anterioridad, el árbitro pudo expulsar a Lenglet, finalmente señalado por Koeman. El técnico quitó al central, sustituyó también al apercibido Alba por Junior y hasta dio minutos a Riqui Puig cuando la Juve amenazaba con ampliar el 0-3.

No hizo más sangre la Juve ni nadie ayudó tampoco a Messi. El capitán estuvo tan solo que no se le comparó con Cristiano, selectivo, punto final del equipo de Pirlo. A sus 35 años, el portugués sigue asumiendo responsabilidades y marcando goles mientras el rosarino medita a los 33 cómo saldrá del Barça. Individual y colectivamente, en el campo y el banquillo, el contraste fue tremendo en el Camp Nou. El extravío en LaLiga llegó a la Champions después de un pleno de victorias hasta que llegó la Juve de CR.


Sobre la firma

Redactor jefe de deportes en Barcelona. Licenciado en periodismo, doctor honoris causa por la Universitat de Vic y profesor de Blanquerna. Colaborador de la Cadena Ser y de Catalunya Ràdio. Anteriormente trabajó en El 9 Nou y el diari Avui. Medalla de bronce al mérito deportivo junto con José Sámano en 2013. Premio Vázquez Montalbán.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción