La ‘Final Four’ de balonmano: en busca de un campeón perdido

El Barça, el PSG, el Veszprem y el Kiel se juegan el título del curso pasado en la Liga de Campeones en plena batalla por el título de 2021

El Barça, en uno de sus últimos entrenamientos.
El Barça, en uno de sus últimos entrenamientos.Europa Press

El balonmano, sublevado contra la pandemia, la cadencia del calendario y el orden natural de las temporadas, ha llevado hasta las últimas consecuencias su empeño en elegir al rey europeo de 2020. Se va a salir con la suya, aunque sea a destiempo, con los equipos ya conformados y en plena batalla por la corona de 2021. El Barça y el PSG para empezar (18.00) y el Kiel y el Veszprem a continuación (20.30) —los partidos serán retransmitidos por Teledeporte y TV 3— se medirán este lunes en una inédita y retardada Final Four. El escenario es el de siempre desde 2010, el magnificente Lanxess Arena de Colonia, pero esta vez, a puerta cerrada por culpa de la pandemia, sin los 20.000 espectadores que mostraban, por unos días, el potencial mediático del balonmano.

Todo es raro y atípico en esta Final Four que debía haberse celebrado el 30 y 31 de mayo. Se suprimieron los octavos y los cuartos de final y se decidió que acudieran a la cita de Colonia los dos primeros de cada uno de los dos grupos de la fase regular. El ajuste comportó efectos trascendentes sobre jugadores como el capitán del Barça Víctor Tomás que, obligado por una afección cardiaca, tenía pensado retirarse en la cita de mayo. O como el también azulgrana Raúl Entrerríos, que retrasó su despedida para sincronizarla con los Juegos Olímpicos. Las plantillas de los cuatro contendientes cuentan ahora con jugadores que no estaban en ellas cuando se suspendió el torneo en marzo, tras 14 jornadas.

Casos rocambolescos

Se da el caso rocambolesco de dos jugadores que, según los resultados, podrían ser campeones y subcampeones a la vez. Uno es el portero de la selección española Rodrigo Corrales, que jugó la pasada temporada en el PSG y colaboró en su clasificación para esta Final Four en la que él defenderá la portería del Veszprem; el otro es el noruego Sander Sagosen, que marcó 64 goles para el PSG en la fase de grupos, y ahora juega en el Kiel alemán. El PSG, rival del Barça en Colonia coincidiendo con el emparejamiento de estos mismos clubes en los octavos de final de la Champions de fútbol, a imagen y semejanza de su nave nodriza, lleva tiempo invirtiendo muchísimo dinero y posee un equipo plagado de figuras. Pero, como en el fútbol, Europa se le resiste. Solo ha podido disputar una final, la de 2017, y la perdió, ante el Vardar macedonio. Su presupuesto, el más alto, es de 18 millones de euros, y este año ha incorporado al letón Kristopans, los franceses Prandi, Genty y Grebille y el español Ferran Solé. Ha perdido el concurso de su estrella, Nikola Karabatic, lesionado, y relevado por el holandés Steins, que estaba cedido en el Toulouse. En la fase de grupo de la Champions 2020-2021, el PSG ha perdido tres de los seis partidos que ha disputado.

El Barça incorporó en agosto al extremo derecho y el central eslovenos Janc y Makuc, el lateral brasileño Langaro y el pívot portugués Frade. El equipo azulgrana posee las mejores credenciales históricas en la Champions, con nueve títulos, cuatro más que el segundo en el palmarés, el Gummersbach alemán. Los azulgrana, además, han viajado a Colonia con el aval del récord que acaban de establecer en la competición con 21 victorias seguidas —ocho esta temporada—, superando las 20 que enlazó el Ciudad Real entre octubre de 2005 y marzo de 2007. El Barça no pierde desde septiembre de 2019. Pero su último título fue en 2015. Desde entonces se perdió dos veces la Final Four y otras dos cayó en las semifinales. En Colonia, además del Barça, se citan varios españoles como los técnicos del PSG, Raúl González, y del Veszprem, David Davis, y jugadores como Ferran Solé y Viran Morros, en el PSG, y Maqueda y Corrales en el Veszprem. Desde que se instauró el sistema de competición con la disputa de la Final Four, ningún equipo ha sido capaz de ganar dos títulos seguidos. Se han proclamado siete campeones diferentes en diez ediciones. Este año tampoco repetirá el campeón, ya que el Vardar macedonio no estará en Colonia.


Sobre la firma

Robert Álvarez

Licenciado en Periodismo por la Autónoma de Barcelona, se incorporó a EL PAÍS en 1988. Anteriormente trabajó en La Hoja del Lunes, El Noticiero Universal y el diari Avui.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS