Higgins y el Barça prolongan su euforia copera ante el Zalgiris

Los azulgrana zarandean al equipo lituano (86-62) y suman su séptima victoria en los ocho últimos partidos

Davies frena a Grigonis.
Davies frena a Grigonis.Enric Fontcuberta (EFE)

El duelo europeo ante el Zalgiris de Kaunas (86-62) se convirtió en una prórroga del éxtasis del Barça y Cory Higgins en la Copa del Rey. El equipo azulgrana disfrutó con la propuesta de su rival lituano, un partido con un ritmo de juego muy vivo, con anotación alta, sin demasiados enredos defensivos.

Higgins, el MVP de la Copa, se explayó de nuevo. El alero californiano volvió a maravillar con su manejo del balón, con alguna asistencia magistral como la que le dio a Davies, con sus penetraciones para finalizar con canasta.

El Zalgiris mantuvo el tipo durante el primer tiempo, mientras encontró vías de agua en la defensa del Barça. El alero lituano Milaknis desde fuera y el pívot francés Lauvergne deshicieron a menudo el esfuerzo defensivo azulgrana. El rebote ofensivo de los lituanos les dio canastas, segundas opciones y evitó las salidas rápidas del Barça al contraataque. Cuando Jasikevicius corrigió a sus hombres y sus cambios y ayudas en defensa se hicieron más efectivos, el Zalgiris perdió el hilo. La diferencia ya era considerable en el descanso (48-37). En el regreso al parquet, el Zalgiris se situó en una defensa en zona que rompió de inmediato Mirotic con un triple. La diferencia aumentaba. El entrenador austriaco Martin Schiller pidió un tiempo muerto muy rápido para apelar al esfuerzo más primario de sus jugadores. Sus gritos tronaron en el vacío Palau Blaugrana, pero no surtieron el efecto deseado. Al contrario.

La diferencia del Barça siguió aumentado, hasta 24 puntos antes del final del tercer cuarto (63-41). Una asistencia por la espalda de Mirotic, las triangulaciones entre Hanga, Bolmaro y Davies, un palmeo de Smits, todo contribuía a hacer efectivo y vistoso el juego de los azulgrana. El Zalgiris se fundió casi por completo. Sus ataques se perdían ante la defensa azulgrana, en especial su línea exterior, con un montón de triples fallados por su referentes ofensivos Marius Grigonis y Nigel Hayes.

El balance del tercer cuarto lo dice todo: 23-10. La ventaja llegó a ser de 25 puntos (71-46) en el tercer cuarto y de 28 en el último (75-47). El Barça repartió el protagonismo, con nota para Oriola, Bolmaro y Davies y minutos también para Sergi Martínez y Pustovyi. Fue la séptima victoria del Barça en sus últimos ocho partidos en la Euroliga.

Barça, 86; Zalgiris Kaunas, 62

Barça: Calathes (4), Higgins (19), Abrines (3), Mirotic (10), Oriola (19) –equipo inicial-; Davies (12), Hanga (2), Bolmaro (8), Smits (4), Pustovyi (2), Sergi Martínez (0) y Kuric (3).

Zalgiris Kaunas: Walkup (3), Grigonis (8), Hayes (9), Milaknis (8), Lauvergne (8) –equipo inicial-; Jankunas (3), Lukosiunas (2), Geben (6), Rubit (6), Jokubaitis (6) y Vasturia (3).

Parciales: 24-24, 24-13, 23-10 y 15-15.

Árbitros: Ryzhyk, Pasturiak y Silva.

Palau Blaugrana. 25ª jornada de la Euroliga.

Sobre la firma

Robert Álvarez

Licenciado en Periodismo por la Autónoma de Barcelona, se incorporó a EL PAÍS en 1988. Anteriormente trabajó en La Hoja del Lunes, El Noticiero Universal y el diari Avui.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción