Unai Emery, el entrenador que aprendió a ganar

Obsesivo y meticuloso, el técnico del Villarreal cambió de mentalidad en el Sevilla para acumular 11 títulos en siete años

Unai Emery se dirige a sus jugadores antes del inicio de la prórroga en la final ante el Manchester United. En vídeo, sus declaraciones tras ganar la final de la Europa League con el Villarreal. FOTO: ALEKSANDRA SZMIGIEL / AP | VÍDEO: REUTERS

Hubo un día en que la mentalidad de Unai Emery cambió para siempre. Era el verano de 2013. El técnico vasco planificaba en el Sevilla la temporada con el entonces presidente, José María del Nido. “Le dije que el objetivo era entrar en la Champions, como había hecho en el Valencia. Entonces, Del Nido me preguntó si alguna vez había ganado algún título, si lo había celebrado... Y ahora entiendo por qué me lo decía”, recordaba el propio Emery en una entrevista tres meses de afrontar con el Sevilla la final de la Liga Europa de 2016 ante el Liverpool.

En su paso por la entidad andaluza, Emery fue forjando un carácter ganador que le ha hecho alzarse con 11 títulos en los diferentes clubes que ha entrenado entre 2014 y 2021. Han sido tres copas de la Liga Europa con el Sevilla de manera consecutiva, una Liga, dos Copas de la Liga, dos Copas y dos Supercopas de Francia con el PSG y esta nueva Liga Europa ahora con el Villarreal (también jugó la final de la Liga Europa en 2019 con el Arsenal, cayendo ante el Chelsea por 4-1).

“Es un técnico obsesivo y muy trabajador”, afirman desde ese mismo Sevilla donde Emery cambió su mentalidad. Al Valencia lo había dejado tercer clasificado en 2010, 2011 y 2012, pero sin ganar ningún título. “Lo llamamos tocar plata y eso lo saboreó primero en el Sevilla. El Villarreal lo fichó para dar ese salto y lo ha cumplido”, aclaran las mismas fuentes del club andaluz. Desde el Sevilla se resalta su capacidad para tocar la tecla en el aspecto psicológico. “El futbolista no se aburre del vídeo cuando se gana”, añaden. Emery repitió en la previa de la final del Villarreal los mismos gestos y los mismos rituales que tuvo con el Sevilla en la previa de las finales de Turín 2014 en el Benfica, Varsovia 2015 contra el Dnipro y Basilea 2016 con el Liverpool. El corrillo con los jugadores y su apelación en el discurso a la importancia del camino recorrido son habituales en su manual de activación.

Luego, escoge mensajes dentro de un contexto más definido. A los jugadores del Villarreal les habló del pueblo de Pau, su central internacional y único jugador nacido en la propia localidad castellonense. Antes del choque, permitió que Vicente Iborra, uno de los capitanes, tomara la voz cantante en la arenga final. Iborra no pudo disputar la final al estar lesionado. Formó parte del Sevilla que ganó esas tres Ligas Europa con el vasco.

Estoy seguro de que cualquier escenario que se le plantease al Villarreal en la final estaba ya previsto de antemano por Unai. Estudia en vídeo cada detalle y luego lo traslada al campo”, señala a este diario Coke, actual jugador del Levante y tres veces también ganador de la Liga Europa con Emery en el Sevilla, como Iborra. “Es un entrenador que te da una confianza y una motivación especiales para este tipo de partidos. Te convence para dar el máximo nivel, para hacer el mejor partido posible. Además del aspecto táctico, él y su equipo trabajan mucho el aspecto mental en las finales. Me recordó lo sucedido a la final nuestra en Turín, ante el Benfica, donde sufriendo, como siempre, y en los penaltis, ganamos la Liga Europa. Fue un triunfo muy merecido del Villarreal”, añade.

Más información
Juan Roig, sobre el triunfo del Villareal: “Me sorprendió que del Estado español no fue casi nadie”
Gero Rulli, el héroe inesperado

A los jugadores del Sevilla los sorprendió con una llamada a su compañero Krohn-Dehli en el vestuario justo antes de enfrentarse al Liverpool en la final de la Liga Europa de 2016. El danés se había lesionado de gravedad en el partido de semifinales ante el Shakhtar. Todavía se recuerda en el Sevilla la charla para levantar al grupo con un 0-1 al descanso a favor del conjunto inglés. El equipo no había sido capaz de ganar fuera de casa en todo 2016 en la Liga. “No estamos en Basilea, esto es el Sánchez Pizjuán y tenemos nuestra gente fuera”, afirmó Emery. El Sevilla ganó 3-1, con dos goles de Coke y uno de Gameiro.

“Estrella no. Tengo 17 partidos analizados del Manchester United. Esto es trabajo, nada más”, aclaró el propio Emery nada más consumarse el primer título europeo en la historia del Villarreal. Solo dos entrenadores españoles en activo, Pep Guardiola (31) y Rafael Benítez (13), han logrado más títulos que el vasco (11), El primer título europeo del Villarreal es el cuarto de Emery, rey absoluto de la Liga Europa, donde ha superado 21 eliminatorias de forma consecutiva desde abril de 2012, cuando perdió en semifinales con el Valencia ante el Atlético de Madrid.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS