Ricky Rubio, traspasado a los Cavaliers; y Usman Garuba, elegido por los Rockets en el puesto 23 del ‘draft’

El líder de la selección sufre otro cambio de destino en mitad de los Juegos y el canterano madridista se convertirá en el 18º español en jugar en la NBA. Santi Aldama, a los Grizzlies también en primera ronda

Ricky Rubio y Usman Garuba en los Juegos de Tokio. ep
Ricky Rubio y Usman Garuba en los Juegos de Tokio. ep

En los prolegómenos de la ceremonia del draft en Brooklyn se conoció la noticia de que los Minnesota Timberwolves traspasaban a Ricky Rubio a los Cleveland Cavaliers. Según informó Adrian Wojnarowski, el base español de 30 años, líder de la selección en los Juegos de Tokio, pondrá rumbo a los Cavaliers a cambio de una segunda ronda del draft de 2022 y Taurean Prince. Otro movimiento en el agitado currículo de Ricky en las últimas temporadas, después de que el curso anterior, tras la burbuja de Orlando, saliera de los Phoenix Suns para regresar a Minnesota (donde estuvo entre 2011 y 2017). En aquella ocasión, Ricky fue traspasado de los Suns a Oklahoma City Thunder, pero cambió de destino en apenas unas horas para acabar en la que fue su primera casa en la NBA. “Vaya negocio”, tuiteó Ricky cuando supo que los Suns lo habían intercambiado por Chris Paul. Está por ver si este movimiento es de nuevo un traspaso puente, aunque los medios especializados de Ohio afirman que los Cavs, el cuarto peor equipo de la liga (22 victorias y 50 derrotas), buscaban un base experto en su configuración de plantilla. Esta temporada, Ricky ha firmado 8,6 puntos, 3,3 rebotes y 6,4 asistencias de media en los 68 partidos que ha disputado. De afincarse definitivamente en Cleveland, Ricky podría reeditar la conexión que forjó con Kevin Love (con futuro incierto) en sus primeros tres años en los Timberwolves y coincidirá con la tercera elección del draft, Evan Mobley. Al tiempo, su salida de Minnesota abre hueco en la franquicia al base argentino del Barça, Leandro Bolmaro (primera ronda de 2020).

MÁS INFORMACIÓN

Y a las 22.32 hora local de Brooklyn, las 11.32 de la mañana en Tokio, el comisionado de la NBA, Adam Silver, pronunció el nombre de Usman Garuba en la posición número 23 del draft. El canterano del Real Madrid, de 19 años, fue elegido por los Houston Rockets. Las previsiones de los expertos ubicaban la elección de Garuba entre el puesto 15 y el 25. Una situación que garantiza al jugador un rango salarial suficiente en su franquicia de destino como para pagar al Real Madrid los tres millones de cláusula de salida pactados en su contrato y afrontar la aventura americana. El equipo de Laso ya ha planificado la temporada y los fichajes sin contar con él. El último español en dar el salto a la NBA fue Juancho Hernangómez en 2016, elegido en el puesto 15 del draft de aquel verano por los Denver Nuggets, la cuarta mejor posición de la historia en el ránking de los jugadores nacionales, solo por detrás de Pau Gasol, tercero en 2001; Ricky Rubio, quinto en 2009; y Fran Vázquez, undécimo en 2005 (que no llegó a jugar en EE UU). En la misma temporada que Juancho se lanzó a hacer las Américas su hermano Willy, drafteado un año antes en segunda ronda por los Philadelphia 76ers. Ahora Garuba reabrirá la senda. Y también obtuvo pasaporte para seguirla Santi Aldama —elegido por los Memphis Grizzlies en el número 30, tras recibir dicha ronda de los Utah Jazz—, que tiene ante sí el hito de ser el primer español en llegar a la NBA desde la universidad. La elección en primera ronda, muy por delante de las expectativas, supone un sólido refrendo para su salto definitivo al profesionalismo. “Tengo claro que la NBA es mi sueño y mi objetivo número uno”, declaró Aldama a la revista Gigantes hace dos meses.

Los hermanos Hernangómez eran, hasta la fecha, los últimos de una lista célebre que inauguró en 1986 Fernando Martín con el primer viaje a la luna de la canasta y en la que aparecen un total de 17 internacionales españoles: el pionero Fernando Martín (1986), Pau Gasol (2001), Raúl López (2003), José Manuel Calderón (2005), Jorge Garbajosa (2006), Sergio Rodríguez (2006), Juan Carlos Navarro (2007), Rudy Fernández (2008), Marc Gasol (2008), Ricky Rubio (2011), Víctor Claver (2012), Álex Abrines (2016), Juancho y Willy Hernangómez (2016) y los nacionalizados Johnny Rogers (2000), Serge Ibaka (2009) y Nikola Mirotic (2014). Garuba será el 18º español en culminar el camino. El 28 de octubre de 2018, con 16 años, 7 meses y 19 días, Garuba fue el tercer debutante más joven en la historia del Real Madrid de baloncesto, solo por detrás de Roberto Núñez (16 años y 7 meses, en 1994) y Luka Doncic (16 años, 2 meses y 2 días, en 2015). El 30 de julio de 2021 ya está marcado también en su trepidante currículo. “¿La NBA? Hagas lo que hagas, tienes que estar convencido. Y si tienes decidido dar el paso no tienes que pensarlo dos veces. Lo haces y punto”, confesaba hace unos días en una entrevista en EL PAÍS. Garuba y Aldama ya tienen el pasaporte a la mejor liga del mundo.

Garuba y Aldama, en 2019, tras proclamarse campeones de Europa sub18. fiba
Garuba y Aldama, en 2019, tras proclamarse campeones de Europa sub18. fiba

Llegan por caminos muy distintos pero con un pasado común. En agosto de 2019, la España de Aldama y Garuba se proclamó campeona de Europa sub-18 de baloncesto tras derrotar a Turquía en una final angustiosa en la que remontaron 13 puntos de desventaja en la segunda mitad (57-53). Quince días después de que la quinta de Carlos Alocén, Sergi Martínez, Joel Parra y Josep Puerto alcanzara la plata sub-20 en Israel, la prolífica cantera española volvió a subir a lo más alto del podio con dos referentes claros: el mvp Aldama y el rocoso Garuba. Dos portentos físicos. Uno, alero todoterreno de 2,11m, formado en la Canterbury Academy de Gran Canaria, que esa misma temporada se marchó a la Liga Universitaria estadounidense para cursar Empresariales en Loyola Maryland y madurar allí su juego. El otro, pívot de motor inagotable de 2,03m, que ya entonces interactuaba con el Real Madrid de Laso bajo la tutela de Felipe Reyes y, con apenas una temporada y media en la élite, ha llegado hasta los Juegos de Tokio. Aquel 2019 fue el tráiler de una prometedora película de un futuro, que ahora adquiere el sello de superproducción estadounidense.

Cade Cunningham, número uno, y Westbrook a los Lakers

El draft de 2021 ya es en España el draft de Garuba y Aldama. Pero la noche dejó muchos nombres, el primero el de Cade Cunningham. Detroit Pistons, Houston ­Rockets, Cleveland Cavaliers y Toronto Raptors se repartían la elección de las estrellas emergentes más codiciadas en una edición que alumbra a una generación especial por talento y recorrido. Por primera vez desde 1970, la tercera en su historia, los Pistons tenían la primera carta y la emplearon para quedarse, como estaba anunciado, con Cade Cunningham, el base-escolta de Oklahoma State, de 2,03m, llamado a liderar la reconstrucción de la franquicia de Detroit. Tras él, Jalen Green, Evan Mobley y Scottie Barnes, escolta, pívot y ala-pívot respectivamente, se repartieron los puestos del 2 al 4 en la noche de Brooklyn, en una ceremonia de nuevo presencial tras el formato en videoconferencia del curso pasado.

 

El base Jalen ­Suggs quedó relegado al quinto puesto y fue elegido por los Orlando Magic; el australiano Josh Giddey, de 18 años, subió hasta el sexto puesto rumbo a Oklahoma City Thunder; el congoleño Jonathan Kuminga salió el séptimo y se puso la gorra de Golden State Warriors; y el alemán Franz Wagner fue el número 8 y jugará junto a su hermano Moritz en Orlando. Y, en mitad de la elección de promesas, el movimiento de mayor impacto fue el acuerdo poliédrico entre los Washington Wizards y los Lakers para canjear a Russell Westbrook, una elección de segunda ronda de 2024, y otra de 2028 por Kyle Kuzma, Kentavious Caldwell-Pope, Montrezl Harrell y el número 22 del presente draft. Westbrook compartirá equipo con LeBron James y Anthony Davis, una terna tan flamante como explosiva.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Sobre la firma

Faustino Sáez

Es redactor de deportes del diario EL PAÍS, especializado en baloncesto. Además del seguimiento de ACB y Euroliga, ha cubierto in situ Copas, Final Four, Europeos y Mundiales con las selecciones masculina y femenina. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid y ha desarrollado toda su carrera en EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción