Reguilón sustituye al lesionado Gayà en la convocatoria de España para el partido ante Kosovo

El lateral del Tottenham sustituye al jugador del Valencia que, “independientemente del resultado de las pruebas”, abandona la concentración de la Roja por precaución

Sergio Reguilon se escapa de la marca de Shaqiri, en el Suiza-España de la UEFA Nations League disputado en noviembre
Sergio Reguilon se escapa de la marca de Shaqiri, en el Suiza-España de la UEFA Nations League disputado en noviembreARND WIEGMANN (Reuters)

“Gayá ha tenido un problema en el sóleo y estamos a la espera de que se le haga una prueba, pero no tiene muy buena pinta”, explicó Luis Enrique tras la victoria ante Georgia y en la mañana de hoy se ha producido su relevo en la convocatoria. El jugador del Tottenham Hotspur Sergio Reguilón se incorpora a la concentración de la selección española en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas (Madrid), en sustitución del lesionado Gayá, y viajará este martes con la expedición a Prístina para enfrentarse a Kosovo en partido de la fase de clasificación para el Mundial de Qatar 2022.

MÁS INFORMACIÓN
España logra una goleada necesaria
Luis Enrique: “Vivimos en una montaña rusa”

Reguilón se une al grupo de trabajo de Luis Enrique para ocupar la plaza de José Gayá, que tuvo que ser sustituido este domingo con molestias en el sóleo que le impidieron acabar el partido contra Georgia (4-0) en Badajoz, también de clasificación para el próximo Mundial.

El futbolista valenciano ha sido sometido este lunes a una resonancia magnética en el Hospital Sanitas La Moraleja para evaluar el alcance de las dolencias en el sóleo. “Independientemente del resultado de las mismas, el lateral regresará como medida de precaución a Valencia y abandonará Las Rozas en las próximas horas”, informa la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) en un comunicado.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS