LaLiga Santander jornada 11
Granada
Granada
Jorge Molina 97'
1 1
Finalizado
Getafe
Getafe
Enes Ünal 36'

Jorge Molina frustra al Getafe

El Granada rescata un punto en la última jugada de un partido (1-1) en que los madrileños acariciaron su primera victoria del curso

Soria atrapa el balón ante Luis Suárez.
Soria atrapa el balón ante Luis Suárez.Miguel Ángel Molina (EFE)

El Granada y el Getafe empataron en un duelo muy áspero, que los madrileños tuvieron en su mano hasta el minuto 98, cuando Jorge Molina marcó de cabeza el tanto de igualada para frustrar a su ex equipo. La igualada se puede considerar justa en un encuentro marcado por la delicada situación clasificatoria de ambos conjuntos. Al Granada se le ha escapado la magia del pasado curso y es un equipo blando en defensa y con problemas con el gol. Además, no tiene suerte. Su mejor delantero, Luis Suárez, envió a las nubes un penalti en el minuto 78 por unas manos de Arambarri. Luego, en el 89, un remate de Puertas dio en el palo y en el larguero. Sí marcó en el descuento para lograr un punto que le saca de la zona de descenso.

GRAGranada
Granada
1
Luis Maximiano, Quini (Puertas, min. 57), Luis Abram, Escudero, Víctor Díaz, Monchu (Alberto Soro, min. 78), Montoro (Jorge Molina, min. 57), Machís (Bacca, min. 78), Luis Milla, Rochina y Luis Suárez
GET Getafe
1
Getafe
David Soria, Nyom, Mitrovic, Jorge Cuenca, Erick Cabaco (Florentino, min. 67), Arambarri, Maksimovic, Damián Suárez (Juan Iglesias, min. 85), Aleñá (Timor, min. 68), Darío Poveda (Mata, min. 79) y Enes Ünal (Jonathan Silva, min. 85)
Goles 0-1 min. 36: Enes Ünal. 1-1 min. 97: Jorge Molina.
Árbitro Adrián Cordero Vega
Tarjetas amarillas Montoro (min. 45), Nyom (min. 60), Maksimovic (min. 76), Enes Ünal (min. 77) y David Soria (min. 79)

El equipo andaluz lo intentó siempre, en especial en la primera mitad y en el tramo final del choque, con cambios muy ofensivos, sometiendo al Getafe a un acoso que fructificó en el empate final mientras la grada solicitaba la destitución de Robert Moreno. En realidad, nadie quedó contento con la igualada, poca medicina para dos escuadras muy necesitadas.

El Getafe llegó a Granada con el agua al cuello y un montón de bajas. Quique Sánchez no tuvo más remedio que montar un equipo en el que jugó con dos laterales derechos, Nyom y Damián, recuperando su pareja de gladiadores en el campo, Arambarri y Maksimovic, sin la presencia del joven Florentino. Un equipo tocado por su delicada situación, colista y sin ganar. El Granada aprovechó la ansiedad del conjunto madrileño para marcarse una primera media hora aceptable. El equipo andaluz, también con ausencias, movió bien el balón con Montoro y Milla, gozando de hasta tres claras acciones de peligro ante la meta de Soria. Jugadas de buen toque que acabaron, sin embargo, con una deficiente definición. Los disparos en ventaja de Montoro, Rochina y Milla ni siquiera fueron a puerta.

Dominaba el Granada hasta que se encontró con la cruda realidad del fútbol. Probablemente, el Getafe hizo más en otros partidos para llegar al gol. En Los Cármenes le bastó, eso sí, con una excelente jugada de estrategia. Damián la puso en el área, Cabaco tocó al punto de penalti y Enes Unal marcó en un buen remate con el exterior en el área pequeña. La defensa del Granada defendió muy mal la jugada a balón parado, quizás echando en falta a los ausentes Germán Sánchez y Duarte. El gol, en el minuto 37, fue celebrado por alborozo por el Getafe, poco acostumbrado a ponerse por delante en el marcador. El Granada quedaba tocado ante un rival que inició un repliegue intensivo. El Getafe había marcado en su primer disparo entre los tres palos.

El Granada lo intentó en la segunda mitad. Fue aumentando las revoluciones a medida que pasaban los minutos. Machís tiraba de los suyos y el Getafe se fue aculando para defender su preciado tesoro, una victoria que era de oro puro. Moreno se la jugó con cambios muy ofensivos y llegaron las acciones claras para los andaluces. La más evidente, sin duda, un penalti en el minuto 75 por manos de Arambarri que Cordeo Vega sancionó después de consultar con el monitor. Luis Suárez la mandó a las nubes. El Getafe respiró, pero solo por un momento. Incapaz de tener el balón, solo se defendió. El Granada, gafado, vio cómo un remate de Puertas no entró de milagro en la meta de Soria. El balón dio en el larguero y en el palo. Era el último minuto. El encuentro, no obstante, dejaba más emociones para el final. La grada pedía la destitución de Moreno cuando Milla sacó un córner en la última jugada del partido. Jorge Molina se anticipó en el primer palo para marcar y plasmar el empate definitivo. Todos quedaron insatisfechos con el resultado, en especial los madrileños, que tuvieron en su mano la primera victoria de la temporada. El Granada salvó un punto, importante, porque le permite salir de la zona de descenso, donde manda al Cádiz.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS