El Mallorca amarga al Elche

Un tanto de Maffeo en el minuto 95 arranca un empate para los locales ante un cuadro franjiverde en el que Boyé anotó un doblete

Los jugadores del Real Mallorca celebran el empate a dos en el minuto 95 de Maffeo contra el Elche.
Los jugadores del Real Mallorca celebran el empate a dos en el minuto 95 de Maffeo contra el Elche.CATI CLADERA (EFE)

El Mallorca empató en el tiempo añadido ante el Elche, que se había adelantado en el marcador con un doblete del argentino Lucas Boyé. Al equipo balear le salvó un cabezazo de Maffeo, que aprovechó la salida en falso del meta Edgar Badía, en el único, pero crucial error que cometió en su regreso a la portería ilicitana en detrimento de Kiko Casilla.

MLLMallorca
Mallorca
2
Manolo Reina, Jaume Costa, Valjent, Pablo Maffeo, Russo, Lee Kang-In (Abdón Prats, min. 76), Antonio Sánchez (Amath, min. 63), Salva Sevilla (Jordi Mboula, min. 81), Iddrisu Baba (Ruiz de Galarreta, min. 76), Dani y Ángel (Fernando Niño, min. 63)
ELC Elche
2
Elche
Edgar, Bigas, Barragán, Mojica, Enzo Roco, Gumbau, Pastore (Josema, min. 66), Omar Mascarell (Diego González, min. 85), Fidel (Josan, min. 66), Lucas Boyé (Marcone, min. 85) y Lucas Pérez (Benedetto, min. 79)
Goles 0-1 min. 67: Lucas Boyé. 1-1 min. 71: Salva Sevilla. 1-2 min. 74: Lucas Boyé. 2-2 min. 94: Pablo Maffeo.
Árbitro Mario Melero López
Tarjetas amarillas Russo (min. 16), Lucas Boyé (min. 32), Barragán (min. 37), Iddrisu Baba (min. 58) y Bigas (min. 86)

El conjunto franjiverde tuvo en Lucas Boyé un estilete arriba y al colombiano Mojica un puñal por la banda izquierda, pero no fue suficiente para romper la racha de cinco partidos sin ganar, que le mantiene en la zona peligrosa de la tabla. El Mallorca encontró el remedio a su males en el descuento, periodo de tiempo que la había sido adverso en las últimas jornadas, y en la que se había dejado seis puntos. Hizo un ejercicio de fe hasta el final y tuvo su premio con unas tablas muy celebradas.

El Elche se presentó en Son Moix ocupando un puesto en la zona de descenso tras sumar un solo punto de los últimos 12 disputados tras tres derrotas y un empate. Fran Escribá hizo cambios en el once para revertir la mala racha y entraron Badía, Gumbau y Pastore por Casilla, Guti (sancionado) y Benedetto. Badía, precisamente, salvó a su equipo al repeler un disparo a bocajarro de Ángel Rodríguez, en lo que fue la mejor ocasión del conjunto balear en una primera parte muy igualada. Al margen de esa jugada, la defensa ilicitana cerró bien los espacios y logró neutralizar el ataque local, sobre todo, con el marcaje severo a Kang In Lee. El surcoreano suele moverse muy bien entre líneas pero no pudo conectar con Ángel ni con Dani Rodríguez en los últimos metros.

García Plaza, sustituido en el banquillo balear por su segundo, Pedro Rostoll, vio el partido desde la tribuna. El técnico madrileño decidió prescindir de Brian Oliván y Amath Ndiayé, titulares la pasada jornada en Cádiz, y les sustituyó por Costa y Sánchez. Al Mallorca le faltó profundidad ante el conjunto ilicitano -que tuvo su ocasión con un remate de Lucas Boyé repelido por Martín Valjent- circunstancia que intentó enmendar en la segunda parte con la entrada de Fer Niño y Amath que sustituyeron a Ángel y Sánchez.

Ángel, precisamente pudo abrir el marcador al cabecear un balón despejado de forma apurada por Badía tras un potente chut de Babá, pero el balón se fue desviado. Con el paso de los minutos ambos equipos entraron en un fase de errores que se tradujo en el gol del Lucas Boyé (falló el central mallorquinista Franco Russo) y el empate, poco después, obra de Salva Sevilla de penalti (Josema derribó a Maffeo en el área).

Russo, que había sido de los más destacados en las últimas jornadas, no tuvo su tarde. El argentino no solo se equivocó en el primer gol de Lucas Boyé, sino que tampoco estuvo fino en el segundo tanto de su compatriota, al que cedió metros vitales en el área para que aprovechara un pase excelente de Mojica.

En el tramo final, ya a la desesperada, el Mallorca se lanzó a un ataque furibundo en busca del empate; el esfuerzo tuvo su premio con un cabezazo del lateral Pablo Maffeo, celebrado con júbilo por las gradas. Por fin, el tiempo añadido le fue favorable para alejar el fantasma de los puntos perdidos en los epílogos de los últimos cuatro partidos.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS