Clasificación Mundial Europa - primera_ronda_grupos - jornada 10Así fue
Croacia
Croacia
Kudryashov 80'
1 0
Finalizado
Rusia
Rusia

Portugal cae a la repesca

Un gol de Serbia en la prolongación condena al conjunto de Cristiano Ronaldo (1-2). La Croacia de Modric supera con agonía a Rusia (1-0) y también estará en Qatar

Cristiano Ronaldo, este domingo tras empatar contra Serbia.
Cristiano Ronaldo, este domingo tras empatar contra Serbia.PATRICIA DE MELO MOREIRA (AFP)

Nueve de los integrantes del próximo Mundial ya se conocen. España, Croacia y Serbia se sumaron en la jornada dominical a Francia, Bélgica, Dinamarca, Alemania, Brasil y la organizadora, Qatar. Europa tiene que repartir entre este lunes y martes tres billetes directos más y completar una repesca que involucrará a 12 escuadras y repartirá tres pases más.

CROCroacia
Croacia
1
Ivo Grbic, Juranovic (Josip Brekalo, min. 74), Lovren, Borna Sosa, Gvardiol, Brozovic, Pasalic (Livaja, min. 74), Modric, Nikola Vlasic (Petkovic, min. 57), Kramaric (Josip Stanisic, min. 85) y Perisic
RUS Rusia
0
Rusia
Safonov, Dzhikiya, Diveev, Karavaev, Kudryashov, Dimitri Barinov, Aleksandr Golovin (Dmitriy Chistyakov, min. 56), Fomin (Danil Glebov, min. 79), Zelimkhan Bakaev (Mostovoy, min. 77), Ionov (Zobnin, min. 56) y Fedor Smolov (Anton Zabolotny, min. 56)
Goles 1-0 min. 80: Kudryashov (p.p.).
Tarjetas amarillas Aleksandr Golovin (min. 50), Fedor Smolov (min. 54), Livaja (min. 88) y Ivo Grbic (min. 92)

Portugal pegó el petardazo en Lisboa, donde le valía el empate, pero cayó ante Serbia (1-2) a pesar de adelantarse a los dos minutos de partido en una de esas acciones en las que el fútbol contemporáneo demanda precisión quirúrgica a los mediocentros. Y un poco de entendimiento del juego a los porteros, para no enviarles a una encerrona. El meta Rajkovic buscó al sevillista Gudelj para salir con el balón jugado desde atrás, pero hacia allí fue codicioso Bernardo Silva, que tocó lo justo para limpiarle la pelota a Gudelj y habilitar a Renato Sanches, que también había ido a encimar. El otrora niño de oro del fútbol luso envió la pelota a la red y Serbia se aprestó a remar contra la corriente. Necesitaba al menos dos goles para estar en el Mundial.

Los buscó sin temores. Vlahovic remató al poste cuando aún no se había llegado al cuarto de hora de juego. Serbia subió líneas y sembró el pánico en un rival muy tibio, sin soluciones ante la presión. No sorprendió el gol de Tadic, ayudado por la impericia de Rui Patricio en el blocaje. Mediada la primera parte el partido era serbio. Portugal se enmendó tras el descanso, pero no dejó de estar en el alambre, sin juego para Cristiano Ronaldo, finalmente dominada y fulminada con un gol de Mitrovic, un testarazo en el segundo palo, cuando el partido entraba en la prolongación.

Mientras, en Split, toda la tensión afloró en un final épico, después de un partido disputado bajo una cortina de agua y sobre un terreno de juego anegado. Croacia y Rusia se fajaron para disputarse una plaza en el próximo Mundial. Ganaron los balcánicos (1-0) en medio de una empapada agonía que se describe en la actitud tras la victoria. Luka Modric, que ejerció de capitán general, clavó las rodillas en tierra y alzó los brazos al cielo antes de lanzarse alborozado sobre sus compañeros. Con 36 años se ha clasificado para Qatar. Cerca de él, acodado en una esquina del banquillo lloraba como un niño el seleccionador, Zlatko Dalic. No se le había visto tan emocionado ni siquiera cuando su equipo se clasificó para la final del último Mundial.

Croacia sólo ha faltado a un Mundial desde que en 1992 empezó a jugar como estado independiente. Qatar será la sexta experiencia para un país que sólo pasó en blanco la cita de Sudáfrica, en 2010. Pero sufrió un calvario ante Rusia, que sólo se cayó con un gol en propia meta a 10 minutos del final, un accidente que define lo imprevisible del fútbol. Croacia les había sometido, les encerró y les propinó una tunda monumental, no tanto de juego porque el barrizal no permitía alardes, como de intensidad y vigor.

Se embotelló Rusia, dominada en todos los sentidos, pero aliviada por la incapacidad de su rival para encontrar posiciones claras. Hasta 20 remates conectaron los croatas antes de que las fuerzas y la moral empezasen a flaquear. Y fue ahí, cuando seguía el fuego cruzado de flanco a área, el momento en el que un centro que se paseó ante tirios y troyanos acabó golpeando en la tibia de Kudryashov, un veterano zaguero siberiano. El balón se fue a la red con esos 10 minutos por jugar. Los croatas tardaron uno o dos segundos en salir de la perplejidad. Un gol en propia puerta les había clasificado para el Mundial. Rusia jugará la repesca, como también lo hará Macedonia del Norte, que aseguró su plaza tras vencer a Islandia (3-1) y dejar atrás a Rumania. El camino a Qatar sigue deparando emociones.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS