LaLiga Santander jornada 37
Espanyol
Espanyol
De Tomás 47'
1 1
Finalizado
Valencia
Valencia
Maxi Gómez 36'

Espanyol-Valencia, empate insulso entre dos históricos en problemas

El conjunto blanquiazul y el equipo de Bordalás firman las tablas en el RCDE Stadium, mientras crecen los enredos institucionales en Mestalla y Cornellà

Raúl De Tomás ante Bryan Gil, en el partido entre el Espanyol y el Valencia.
Raúl De Tomás ante Bryan Gil, en el partido entre el Espanyol y el Valencia.Toni Albir (EFE)

El Espanyol despidió la temporada en Cornellà ante el Valencia. El duelo terminó en tablas (1-1), pero poco importó. No había nada en juego. Displicencia en el campo y en las gradas: 14.990 espectadores, la segunda peor entrada del curso. En cualquier caso, el día que se contaron 11.095 personas ante el Villarreal, todavía había restricciones sanitarias. Tampoco es que la hinchada del Valencia esté encantada con el equipo de Bordalás, al contrario. La plataforma VCF ha convocado a un acto de protesta el próximo 22 de mayo para evitar que el público entre a Mestalla en el último partido de la Liga ante el Celta.

ESPEspanyol
Espanyol
1
Diego López, Sergi Gómez, David López (Jofre , min. 87), Rubén Sánchez, Cabrera, Darder, Tonny Vilhena (Dídac, min. 86), Fran Mérida (Dani, min. 68), Óscar Melendo (Melamed, min. 58), De Tomás y Javi Puado (Embarba, min. 68)
VAL Valencia
1
Valencia
Cillessen, Foulquier, Omar Alderete, Gayá, Eray Cömert (Yunus Musah, min. 66), Thierry Correia, Uros Racic (Gonçalo Guedes, min. 74), Moriba Kourouma, Carlos Soler (Bryan Gil Salvatierra, min. 74), Maxi Gómez (Mario Domínguez, min. 88) y Marcos André (Cheryshev, min. 74)
Goles 0-1 min. 36: Maxi Gómez. 1-1 min. 47: De Tomás.
Árbitro Alejandro Muñiz Ruiz
Tarjetas amarillas Fran Mérida (min. 3), De Tomás (min. 45), Darder (min. 70) y Omar Alderete (min. 91)

Son dos históricos adormecidos. El Valencia es el cuarto equipo con más temporadas en Primera (86); el Espanyol, el quinto (85). Solo superados por el Madrid, el Barça y el Athletic (90). Ahora, sin embargo, andan en el limbo. El pasado no se mira en el espejo del presente y el futuro es una moneda al aire para el Valencia y el Espanyol. Bajo el control de dos accionistas extranjeros, los números se vislumbran más importantes que las plantillas tanto en Mestalla como en Cornellà.

Peter Lim aterrizó en Valencia en 2014. Dos años más tarde, Chen Yansheng se quedó con el Espanyol. Ambos propietarios tenían un amigo en común: Kim Koh, mano derecha de Lim hasta 2020. Un año antes, en 2019, la gestión de Lim tocó techo en Mestalla, al menos en el campo. El Valencia conquistó la Copa, su primer título en 11 años. Esa misma campaña, el Espanyol sellaba su regreso a Europa después de 12 temporadas. Aunque lejos del objetivo que Yansheng había prometido cuando compró el club —”jugaremos la Champions”, dijo—, la Europa League y la presencia de Rubi en el banquillo parecían darle una identidad al Espanyol. Fue una ilusión. Ese mismo verano, el técnico dejó el club, se marchó su jugador franquicia, Borja Iglesias, y no se reinvirtió en fichajes.

Desde que llegó Chen, el club blanquiazul ha gastado cerca de 128 millones en fichajes y ha traspasado por 116. El año que más dinero invirtió fue en el curso 2019-2020, cuando intentaron, en vano, regatear al descenso. Entonces, llamaron a Vicente Moreno para devolver al equipo a Primera. El proyecto duró dos cursos; este viernes el club destituyó a Moreno, octavo entrenador de la era Chen. Tampoco hubo calma en la dirección deportiva: Domingo Catoira, que ha reemplazado a Rufete, será el quinto responsable del fútbol profesional. Catoira debe generar una diferencia de más 20 millones en traspasos para cuadrar las cuentas. De Tomás, que ni siquiera celebró el gol del empate —Gómez había adelantado al Valencia— tiene el cartel de venta colgado. Cada año más distanciado de Cornellà —no se deja ver desde antes de la pandemia—, la idea de Chen es mantener el club saneado hasta concretar la venta de sus acciones. Quiere cerca de 230 millones.

Peter Lim tampoco se deja ver mucho por Mestalla. En la final de la Copa ante el Betis, lo representó su hijo, Kiat. “Mi padre se levanta a las tres de la madrugada hora de Singapur para ver cada partido”, justificó Kiat. Lim se aleja de Valencia, mientras la hinchada del cuadro del murciélago hace rato que perdió la paciencia.

No parece, en cualquier caso, que los seguidores del Valencia sean los únicos que rozan al hartazgo con Lim. Bordalás ya no disimula su disgusto por las promesas incumplidas. No es al único técnico del Valencia que, durante la etapa de Lim, le prometieron refuerzos que nunca se concretaron. Con Lim al mando, el Valencia fichó por 506 millones y traspasó por 460. En los últimos dos cursos compró por 12 y vendió por 90. Además, como en el Espanyol, la idea de juego del Valencia salta de nombre en nombre. En las nueve temporadas de Lim, nueve técnicos se sentaron en el banquillo de Mestalla. El Valencia pierde fuerza en la Liga y en Europa, ya es la tercera campaña consecutiva que se queda fuera de los torneos continentales.

Puedes seguir a EL PAÍS Deportes en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Juan I. Irigoyen

Redactor especializado en el FC Barcelona y fútbol sudamericano. Ha desarrollado su carrera en EL PAÍS. Ha cubierto Mundial de fútbol, Copa América y Champions Femenina. Es licenciado en ADE, MBA en la Universidad Católica Argentina y Máster de Periodismo BCN-NY en la Universitat de Barcelona, en la que es profesor de Periodismo Deportivo.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS