El secretario de Trabajo de EE UU eximido de tener vínculos mafiosos

La segunda investigación de un fiscal federal sobre los posibles vínculos entre la Mafia y el secretario de Trabajo norteamericano Raymond Donovan, concluyó en que "no hay ninguna evidencia creible para confirmar tales acusaciones" sobre el pasado de Donovan cuando desempeñó el cargo de vicepresidente de una empresa constructora.La afirmación de Leon Silverman, fiscal encargado de la investigación, tranquiliza a la Casa Blanca, que se encuentra involucrada en un rocambolesco asunto en el que dos testigos, vinculados a la Mafia, fueron asesinados, hecho que motivó la reapertura del caso Donovan.

El asunto Donovan surgió ante las revelaciones de la Prensa de que Raymond Donovan, en su época de vicepresidente de la sociedad Schuiavone Construction Co., tenía relaciones con destacados miembros del clan de la Mafia genovesa. La Casa Blanca decidió nombrar un fiscal especial para investigar el tema.

Pero todo se complicó a mediados de julio, cuando el fiscal especial recibió nuevos informes, procedentes del Departamento de Justicia, acerca de posibles contactos entre Donovan y William Maselli y Albert Facchiano, ambos vinculados con el clan genovés de la Mafia. Maselli y Facchiano cumplen hoy condenas de prisión por asuntos degales relacionados con negocios sucios de la Mafia.

El 24 de agosto, tras visitar a su padre en la cárcel, Nat Masselli fue asesinado en el turbulento barrio neoyorquino del Bronx. Masselli figuraba entre los cuatrocientos testigos que fueron llamados a declarar en las investigaciones judiciales en tomo al hipotético vínculo entre Donovan y la Mafia.

Para complicar aún más las cosas, Nat Masselli no es el primer cadáver entre los testigos que suma la investigación sobre las presuntas relaciones entre la Mafia y Donovan. En junio último, Fred Furino fue asesinado por asfixia en el interior de un coche en Nueva York. Furino había colaborado con la empresa Schiavone e intentado ocultar, durante sus declaraciones ante la justicia, que había conocido a Donovan en la época en que el actual secretario de Trabajo de la Administración Reagan había ocupado un alto cargo en la empresa supuestamente conectada con la Mafia.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS