Choque armado entre el ejército libanés y una milicia nasserista

El Ejército libanés replicó enérgicamente el domingo por la tarde a los disparos nutridos de una milicia de izquierda y tomó el control del barrio en el que se han desarrollado los incidentes. Es la primera vez desde 1975 que el Ejército libanés actúa de forma tan contundente contra un grupo armado.Los incidentes se produjeron en el barrio musulmán sunita de Ras el Nabeh, en Beirut oeste, a lo largo de la línea de demarcación entre los dos sectores de la ciudad. Ayer por la mañana persistía una gran tensión en la zona, pero en contra de lo que ocurría en años anteriores, los enfreiltamientos del domingo no se lian propagado a otros barrios.

El plan de pacificación de Beirut oeste sigue por lo tanto su curso. Los crtices del Museo y de Sodeco entre los dos sectores fueron reabiertos al tráfico ayer por la miñana y los morabitun (nasseristas), principal milicia de izquierda, entregaron ayer sus posiciones en las cercanías del puerto a las Fuerzas de Seguridad Libanesas (FSI, gendarmería).

Más información
Israel intensifica sus ataques aéreos contra posiciones palestinas y sirias en el valle libanés de Bekaa

Los enfrentarn,ientos del domingo, en los que el Ejército utilizó vehículos blindados contra la milicia de Ansar al Saoura (Los partidarios de la revolución) causaron la muerte de un soldado libanés mientras otros catorce soldados resultaron heridos. Cerca de treinta civiles fueron también heridos en los enfrentamientos. Uno o dos milicianos de Ansar al Saoura murieron en el choque armado.

Una caravana militar gala que atravesaba la línea de demarcación durante los incidentes quedó atrapada entre dos fuegos. Tres vehículos, incluido un camión cargado de explosivos, fueron destruidos, pero no hubo que lamentar ningún herido.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS