EL FINAL DE LA COPA DEL REY

Luis: "Me emocionó la reacción de mis jugadores"

Luis Aragonés se convirtió anoche en el triunfador de la final de Copa. El popular Zapatones se marchó al vestuario al acabar el partido, muy afectado por la emoción, y sus propios jugadores le reclamaron para pasear por el Bernabéu el triunfo. Luis mostró luego su aspecto habitual ante los periodistas: "He aceptado estoicamente las críticas, de la misma manera que los elogios si llegan ahora, pero me ha emocionado la reacción de mis jugadores". Bernd Schuster, por su parte, comentó con ironía que le había gustado el vestuario del Real Madrid, "aunque es más pequeño une el del Camp Nou"

Más información
Cargas en el estadio y agresiones en la calle

Luis Aragonés exhibió ayer, una vez más, su particular psicología con las estrellas. Hace algunos años, el Atlético de Madrid le ganó una final al Athlétic de Bilbao, en el mismo Bernabéu, con dos goles de Hugo Sánchez. El mexicano jugaba su último partido con la camiseta rejiblanca porque ya había firmado un precontrato con el Real Madrid. Anoche, la estrella que abandona el equipo campeón de Luis es alemana occidental, se apellida Schuster y también va a seguir el camino blanco que entonces emprendió el mexicano. Luis abrazó entonces a Hugo y le dijo: "Gracias". Luis repitió su cita con la historia ayer con Schuster. Sencillamente le dijo al alemán: "Gracias".Luis enjuició así el triunfo: "Es una doble alegría, por los jugadores, que han demostrado ser capaces de ganar a cualquier rival que tengan enfrente, y por el club, que se jugaba muchísimo esta noche. Esta entidad debe pelear siempre por los tres títulos, aunque es muy difícil ganarlos todos. La Copa no arregla la campaña, pero compensa de otras cosas".

El futuro de Schuster

Por su parte, Schuster, muy tranquilo, explicó que de este triunfo deberían sacarse consecuencias para el Barga: "La afición ha vivido -en los últimos años con el síndrome de la derrota europea de Sevilla ante el Steaua y como el equipo no ha ofrecido buenos resultados posteriormente eso ha aumentado el nerviosismo".

Respecto a su futuro, el alemán occidental comentó. "Es muy normal que trate de arreglar mi futuro deportivo una vez que cumpla el contrato con mi actual club. He cumplido una etapa en este club y ya está, lo que ocurre es que con tantos rumores sobre el futuro se ha aumentado la tensión".

Naturalmente, Schuster n.o quiso dar carácter definitivo a su fichaje por el Real Madrid, pero comentó en tono irónico: "Me ha gustado el vestuario del Bernabéu, aunque es más pequeño que el del Camp Nou; no he elegido una taquilla para el futuro, sólo he usado la que me han destinado para esta noche".

Josep Lluís Núñez, presidente del Barcelona, volvió a tener ayer palabras duras contra la oposición, según informa Juan Carlos Crespo. "Soy muy feliz", dijo, "porque era muy importante poder ofrecer un éxito como este, pero me entristece pensar que ya había algún aficionado, algún socio [refiriéndose a los grupos de oposición] que tenía un papel preparado para entregarlo mañana a la Prensa criticando al Barcelona". Y añadió: "Hernos ganado al equipo que venció por 0-4 al Madrid en el Bernabéu".

Sorprendentemente, Núñez se felicitó porque los seguidores azulgrana no habían asistido en gran número al estadio Bernabéu. "Me he alegrado que no haya venido mucha gente", afirmó, "porque así hemos podido trabajar con más seriedad".

John Benjamin Toshack encajó con exquisita deportividad la derrota de su equipo. Al técnico galés de la Real Sociedad no le funcionó esta vez el amuleto de su jersey a rayas, infalible en otros encuentros decisivos. Toshack enjuició así el partido: "A la Real le ha faltado toque, sobre todo en los últimos metros, y al Barcelona le ha sobrado esta noche técnica. Nos han ganado en precisión con el balón". El entrenador donostiarra, que ya da por perdido el título de Liga en favor del Real Madrid, afirmó: "Cuando un equipo pierde una final se produce un lógico desencanto, una desilusión, pero hay que superar este estado de ánimo".

El capitán de la Real Sociedad, Luis Arconada, resumió el encuentro de la siguiente manera: "Sabíamos que el partido era muy difícil y tratamos de no confiarnos. Creo que la clave estuvo en la presión que ejerció el Barga. Hicieron su partido y les salió bien. Ganaron merecidamente. Nosotros jugamos mal, sin excusas".

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS