GENTE Burt Lancaster

ha mantenido largas horas de conversación con la familia de Leon Klinghoffer, el turista norteamericano ejecutado por los palestinos que secuestraron el A chille Lauro, en octubre de 1985, para poder interpretarlo con fidelidad en la película que se rueda estos días en Roma y que se basa en el drama vivido a lo largo del viaje del crucero italiano. Burt Lancaster, que no ha permitido que nadie ajeno a la película, dirigida por Alberto Negrín, presenciara su interpretación del judío neoyorquino paralítico víctima del terrorismo, ha dicho que el asesinato de Leon Klinghoffer había sido "un acto absurdo que no se debería haber producido jamás".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS