La policía

francesa detuvo ayer a dos presuntos miembros de ETA, en Biarritz, en cumplimiento de una orden del juez Gilles Boulouque.-

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS