La corbeta 'Diana' realiza una breve escala en Yedda

La corbeta española Diana atracó ayer, minutos antes de las once de la mañana. en el puerto saudí de Yedda.El buque, uno de los tres que componen la flotilla española en misión de vigilancia, se hará de nuevo a la mar hoy mismo. En esta breve escala, el comandante de la Diana, capitán de corbeta Francisco Javier Curiel, se negó a permitir la subida a bordo de los periodistas, no facilitó ningún tipo de información e incluso prohibió a la tripulación que hablara con los representantes de los medios informativos.

No parecía haber ningún motivo grave para tal hermetismo, ya que algunos marineros dijeron desde cubierta que la misión se cumplía normalmente, sin novedades de importancia, antes de que se les ordenara callar. La corbeta fue recibida en el muelle por el secretario de la Embajada española en Arabia Saudí, Francisco Benítez; el agregado militar, coronel Massanet, y el agregado naval para la zona de Oriente: Próximo, con base en Abu Dabi, capitán de navío Guillermo Herreró. Los tres subieron a bordo indespués de las maniobras de atraque, negándose también a hacer declaraciones.

La corbeta Diana ha sido la única de las naves españolas que, hasta ahora, se ha visto obligada a disparar en su tarea de vigilar el cumplimiento del bloqueo económico contra Irak decretado por la ONU. El incidente sucedió el pasado 27 de noviembre, al negarseun mercante a permitir que se le inspeccionara. La Diana, que navegaba en compañía de otros buques de la fuerza multinacional, efectuó al menos un disparo ante la proa del mercante.

Varios miembros de la tripulación comentaron desde cubierta que estaban bien, aunque empezaban a cansarse por las largas jornadas de navegación y por las temperaturas.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS