LA CONFERENCIA DE MADRID

"No permitan que este comienzo sea el final"

"Esta conferencia es una demostración clara del final de la guerrafría y del florecimiento de la cooperación entre Estados Unidos y la Unión Soviética en la resolución de los conflictos regionales. ( ... ) Nuestro trabajo -construir la paz por medio de negociaciones- acaba de empezar. Ante los retos que tenemos por delante, es mejor tomar nota y aprender de lo que ya hemos conseguido. ( ... ) Este fin de semana comenzarán las negociaciones directas, bilaterales, destinadas a una paz verdadera y total ( ... ) que deberían tener como base la base de la aceptación de las resoluciones 242 y 338 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, ( ... ) encauzarse en dos vías y por etapas; en pocas semanas, aquellas delegaciones que deseen participar, acordarán organizar negociaciones multilaterales en una aimplia gama de temas. ( ... )Durante ocho meses de diplomacia, aunque algunas veces las partes recurrieron a los viejos tópicos, también llegaron a entender la necesidad de comprometerse concreta y pragmáticamente en la resolución de los problemas. Yo he dicho a menudo que las partes adoptarían con toda probabilidad posiciones radicales, especialmente a medida que se acercaban las negociaciones. ( ... )

Más información
EE UU fuerza el inicio de los contactos bilaterales

Un principio básico del pensamiento norteamericano es que las negociaciones son el mejor camino para resolver disputas y lograr la paz. No garantizan la paz, pero sin ellas no hay forma de lograr una paz verdadera, ni otro mecanismo que desarrolle una comprensión duradera. EE UU desea ser una fuerza catalizadora, llena de energía y conductora del pyoceso de negociación. ( ... ) -

Esta semana, las partes implicadas proporcionaron su versión acerca de un acuerdo negociado. Han señalado tres requisitos indispensables:

- En primer lugar, hemos escuchado un deseo de paz -el anhelo de los pueblos de la región de vivir en relaciones mutuamente satisfactorias con sus vecinos, unas relaciones caracterizadas por tratados de paz, relaciones económicas, lazos culturales y diálogo político.

En segundo lugar, se ha puesto el énfasis sobre el territorio -el deseo de los pueblos de la región de ejercer la autoridad y el Gobierno político en el territorio que consideran parte de su patrimonio nacional, político, histórico o religioso.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

- Finalmente, se ha hablado de la necesidad de seguridad -la exigencia de los pueblos de vivir libres del terror y la obligación dejos gobiernos de hacer todo lo posible para proteger a sus ciudadanos.

Lo que las partes implicadas dijeron, dehecho, esta semana es que estos temas fundamentales: territorio, paz y seguridad, son ellementos inseparables en la búsqueda de un acuerdo total.

Los participantes han dejado claro que la paz en sí misma es inalcanzable sin una solución del tema de los territorios y la seguridad; que una solución territorial tan sólo no resolverá el conflicto si no hay también paz y seguridad; y que la seguridad en sí misma es imposible sin una solución territorial y sin paz.

EE UU, a los más altos niveles, seguirá estrechamente comprometido en este proceso. Esperamos estar disponibles para todos los participantes a lo largo de este proceso. EE UU y la URSS están dispuestos a participar directamente en las negociaciones mismas, con la aprobación de todas las partes.Nosotros haremos nuestra parte. Pero no podemos hacer también la suya. EE UU y la URSS darán ánimos, consejos, recomendaciones, propuestas y opiniones para ayudar al proceso de paz. Algu,nas veces., estarán satisfechos con nuestras opiniones, otras frustrados. En unas ocasiones apoyaremos sus posiciones y en otras no. A veces actuaremos silenciosamente y tras la escena, y otras haremos saber nuestras opiniones y posiciones en público. Nada de esto, sin embargo, les exonerará [a los participantes] de la obligación de hacer la paz. Si no quieren hacerla, nosotros desde luego no podemos. Como he dicho desde el principio de esta misión, no podemos querer la paz más que ustedes. ( ... )

Los participantes todavía no han sido capaces de acordar dónde mantener estas negociaciones. La opinión de los copatrocinadores es que las negociaciones directas, bilaterales, deberían comenzar en Madrid lo más pronto posible. La intención de los copatrocin adores es continuar las consultas con los participantes con el objetivo de satisfacer las exigencias planteadas en esta conferencia.Desde la perspectiva de los copatrocinadores y desde luego desde la de la mayoría del resto del mundo, sería muy difícil entender que un participante pudiera negar ahora su asistencia a las negociaciones bilaterales tan sólo por un desacuerdo sobre la sede de estas negociaciones.

Finalmente, quiero señalar que habrá una reunión dentro de algunas semanas entre aquellas partes que deseen participar en negociaciones multilaterales, para su organización. Estas conversaciones se centrarán en temas de interés crítico para muchos participantes en la región. Habrá un complemento a las negociaciones bilaterales. ( ... ) Esta semana, muchos se han centrado en la necesidad de etapas para construir la confianza y la seguridad. EE UU sigue creyendo que las medidas para lograr esta confianza son importantes para el proceso y para los mismos participantes. La poca disposicion de los participantes a dar esos pasos para crear la confianza ha sido decepcionante. ( ... )

Todos aquéllos que aman la paz han intentado durante mucho tiempo conseguir que ustedes -los que han provocado este obstinado conflicto- se reúnan a discutir sus diferencias. Esta semana, aquí en Madrid, por fin se han reunido y han mantenido esta conferencia. Éste ha sido un principio,- un buen principio, un principio histórico que ha roto viejos tabúes, un principio importante que abre otras oportunidades en el futuro. Pero es tan sólo un principio; no es suficiente. No permitan que este comienzo sea el final. ( ... )Ahora asumen ustedes el destino y el reto de hacer la paz al iniciar las negociaciones directas con sus vecinos. La continuación y el éxito de este proceso está en sus manos. El mundo está pendiente de que cada uno de ustedes elija la paz.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS