Todos los pozos, salvo los de Levante, recuperan sus niveles freáticos

Dos meses después del temporal de lluvias que azotó la Península, los acuíferos, las aguas subterráneas, comienzan a recuperar se de la escasez provocada por la sequía de cinco años. Un muestreo sobre la evolución del nivel freático, de varios pozos de la Península y Baleares arroja una notable recuperación general, espectacular en la Costa del Sol. Por el contrario, en la costa de Levante, donde no ha llovido, el descenso es dramático.

El efecto de la lluvia en la recarga de los acuíferos, muy diezmados por la extracción de agua durante la pasada sequía, ya es evidente, como muestran las mediciones. La Dirección de Obras Hidráulicas del MOPTMA ha iniciado la publicación mensual de datos piezométricos (medida del nivel del agua subterránea), referidos inicialmente a 14 pozos distribuidos en varias cuencas hidrográficas peninsulares y la isla de Mallorca.En la Andalucía meridional los acuíferos están tan a flor de la superficie que las precipitaciones se han filtrado de inmediato. Las cuencas del Guadalquivir y Sur, cuyos pozos se habían agotado por los excesivos bombeos, se han recuperado espectacularmente. En mayor medida cuanto más al sur.

El nivel del que suministra agua a Mancha Real y Pagalajar (Jaén), afectado de sopreexplotación, ha iniciado una leve recuperación desde el mes de diciembre, donde alcanzó niveles preocupantes. Ha ganado un metro. Esa misma ganancia se ha producido en el pozo situado en la depresión de Granada, que había descendido de 38 metros (marzo de 1995) hasta los 41,5 en diciembre pasado.

Cerca del litoral la recarga ha sido aún mayor. El modesto acuífero de la sierra de Cabras (Grazalema, Cádiz), del que el pasado verano se bombeó al máximo para paliar el dramático racionamiento de agua en la bahía de Cádiz, ha recuperado más de 50 metros (4,5 millones de metros cúbicos). En el verano descendió 25 en cuatro meses al extraerse más de 200.000 metros cúbicos para abastecimientos.

En Málaga, Fuengirola, Campo de Gibraltar y toda la Costa del Sol la recarga ha seguido esa ministra tendencia. "Los ríos Guadarranque y Guadalhorce han sufrido pérdidas de caudal por la filtración de las lluvias a sus allaviales. Su impacto en los acuíferos ha sido automático afirma Amable Sánchez, jefe del área hidrogeológica del Ministerio de Obras Públicas. Sus niveles han subido 12 metros entre diciembre y enero pasados.

No ocurre lo mismo en las aguas subterráneas del sureste, las que se esconden bajo un territorio encuadrado en un arco imaginario desde Benidorm y la meseta oriental hasta Almería. La sobreexplotación intensiva de pozos para regadío en las llanuras de Ciudad Real, Albacete y Cuenca no ha cesado en los últimos quince años. Tampoco ha caído una gota, de modo que se mantienen en el mismo nivel de estancamiento en el que se quedaron tras cesar la temperada de riegos.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Benidorin lo tiene más difícil. No ha llovido. No dispone de fuentes alternativas. La red de la Mancomunidad de los Canales del Taibilla (acueducto Tajo-Seguira) no alcanza más allá de Campello. Entre mayo de 1995 y febrero de este año el pequeño acuífero de Beniardá, que abastece a Benidorm y otras poblaciones (Altea) de aluvión, ha registrado un descenso de ¡50 metros! y no parece que la tendencia cambie. En 1992 se puso en marcha una iniciativa, incluida luego en. el Libro Blanco sobre aguas subterráneas como programa REDES, para implantar una red piezométrica de 1.800 puntos de observación; una réplica en paralelo a las estaciones de aforo de los ríos para vigilar la evolución y la calidad de sus caudales, de los que dependen los abastecimientos de 12 millones de españoles y el regadío de un millón de hectáreas. Otros mil y pico más vigilarán la calidad del agua, siempre bajo el control de las respectivas cuencas hidrográficas donde están ubicados (Cataluña, Navarra y Alava disponen de una potente red propia).

Según Amable Sánchez, los proyectos de ejecución del programa REDES ya están muy avanzados. En breve, se procederá a su contratación.-

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS