La oposición exige los 50 millones del "caso Sóller"

El adiós del diputado Gabriel Cañellas fue considerado "una buena noticia" y "el punto final a una página negra del Parlamento" por el conjunto de la oposición, que, además, reiteró una petición al PP y a su ex líder: que devuelvan los 50 millones de pesetas que cobraron del concesionario del túnel de Sóller, según la sentencia del Tribunal Supremo."Para pasar página el PP debe devolver el dinero", dijo Pere Sampol, del PSM, mientras que Francesc Antich, del PSOE, aventuró que "la mayoría del PP está disconforme con la estrategia del Gobierno e intuye la próxima derrota". Eberhard Grosske, de IU, insistió en que "el PP debe solicitar disculpas, ha sido nefasto", y Maria Antònia Munar, de Unió Mallorquina, afirmó: "Sólo sabemos el título de esta historia, no los entresijos".

Más información
Cañellas dimite como diputado balear por desacuerdos con el PP

Cañellas sigue siendo tan poderoso e intocable en el PP como siempre. Con su salida evita ahora tener que votar las leyes proteccionistas del Gabinete de Jaume Matas y se aparta del frente interno ante una eventual primera derrota de la derecha en las urnas. Sigue ejerciendo un gran poder en el grupo y desde 1995 no ha dejado de atender sus negocios y su despacho privado, a 100 metros del Parlamento.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS