El déficit del Estado se eleva en junio hasta el 1,4% del PIB y supera el objetivo de 1999

El déficit del Estado se desmandó en junio y al final del primer semestre ha acabado en el 1,4% del producto interior bruto (PIB), una décima por encima del objetivo fijado por el Gobierno para 1999. De mayo a junio ha pasado del 1% al 1,4% y en seis meses ha crecido el 6,4%, alcanzando 1,27 billones de pesetas. El Ejecutivo mantiene, aun así, la previsión del 1,3% para el déficit del Estado y del 1,6% para el público (el anterior más el déficit de la Seguridad Social, comunidades autónomas y ayuntamientos), pero no descarta operaciones de canje de deuda para reducir pagos ni recortar algunos gastos.

El secretario de Estado de Presupuestos, José Folgado, explicó ayer que el aumento registrado al final de junio se debe a un descenso en la recaudación fiscal y a unas mayores devoluciones en el impuesto de la renta, que crecieron en junio el 22,6%.También recordó que el déficit del Estado de 1,4% del PIB en términos de contabilidad nacional (criterio de la UE que mide las necesidades de financiación) a final de junio (1,274 billones) es similar a la que se registró hace un año y obedece a las expectativas del Gobierno a la vista del calendario de ingresos y pagos. Otro de los aspectos que destacó Folgado para explicar esta cifra tan negativa es la concentación del pago de intereses de la deuda en el primer semestre del año, principalmente en mayo.Los pagos de los intereses de la deuda pública aumentaron el 22,5% en ese periodo, aunque se han visto recortados por la caída de tipos en los mercados. Al conocerse la cifra de déficit de final de mayo (el 1% del PIB), el pasado 16 de junio, Folgado dijo en el Congreso de los Diputados que el Gobierno no descartaba una revisión a la baja del objetivo del déficit para este año (1,3%). Esta revisión a la baja se iba a hacer en base a cómo evolucionaran las cifras del IRPF y del impuesto del patrimonio. Las cosas no parecen haber ido como se preveía. Ayer, Folgado no entró en valoraciones. Hasta mayo, los ingresos por estos dos conceptos aumentaron el 14,5%. Hasta el mes de junio, los ingresos por IRPF han aumentado el 7,9% y el conjunto de los impuestos directos lo hizo en el 13,6%. Folgado también señaló que el déficit público será a final de 1999 del 1,6% para el conjunto de las administraciones públicas (Estado, Seguridad Social, comunidades autónomas y ayuntamientos), aunque precisó que no se excluyen operaciones de canje de deuda y que se ajustarían partidas de gastos si fuera necesario. El secretario de Estado lanzó un mensaje de tranquilidad a los ciudadanos al descartar que se vayan a recortar prestaciones sociales, en respuesta a unas manifestaciones sobre esa posibilidad realizadas por el ex director de la Oficina Presupuestaria, José Barea.

Economía también precisó que en el descenso de la recaudación en junio (un 15,3%) ha influido, además, la ausencia de ingresos por de la privatización de empresas públicas (que el año pasado fueron de 171.000 millones de pesetas en el primer semestre). De esta forma, el déficit de caja no financiero (es decir, ingresos y pagos efectivamente realizados se elevó a 386.600 millones de pesetas en junio, cifra que supone un aumento del 69,6% sobre la registrada el mismo mes de 1998. Los pagos en junio disminuyeron un 2,4%. En el semestre, el déficit de caja subió hasta junio un 10,8% y se sitúa por encima del billón de pesetas, como resultado de unos ingresos totales de 9,158 billones de pesetas y unos pagos de 10,164 billones de pesetas. Si se descuentan del déficit de caja los pagos de intereses, que con 2,182 billones representan el 71,8% del total previsto para el presente año 1999, las cifras arrojan un superávit primario de 1,176 billones de pesetas, cifra superior en un 34,7% a la del mismo periodo del año anterior.

Seguridad Social

En el apartado de pagos no financieros, la Seguridad Social ha recibido 1.958.900 millones, lo que supone un incremento del 10,1% sobre la cifra recibida en el mismo periodo del año anterior. Las comunidades autónomas han percibido 1.119.100 millones de pesetas por su participación en los ingresos del Estado, lo que supone un aumento del 15,1% sobre el primer semestre de 1998. Al finalizar el mes de junio, la necesidad de endeudamiento del Estado ha disminuido un 56,6%, hasta alcanzar los 1,096 billones de pesetas. De esta cantidad, 333.500 millones de pesetas se han destinado a aumentar el depósito en el Banco de España.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS