Fotonoticia:

La máquina del sexo llega en plena forma

"La máquina del sexo está perfectamente", proclamó, ufano, James Brown, al llegar ayer por la tarde a Vigo, antes de trasladarse a Ourense, donde ofreció anoche su único concierto del verano en España ante unos 8.000 espectadores. Vestido con un traje negro y unas botas camperas de puntera de acero, Brown, de 67 años, creador del célebre Sex machine, se olvidó de los gestos habituales en los divos de la música. Afable y simpático, se detuvo a saludar a los periodistas y mostró el libro que llevaba consigo, una historia del pueblo indio americano. En la imagen, un momento incendiario del concierto.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS