Diego Vasallo pone música a la tristeza en 'Canciones de amor desafinado"

Canciones de amor desafinado es un álbum nocturno, urbano y solitario, que se desliza perfectamente sobre el silencio de la madrugada. El nuevo disco de Diego Vasallo transpira melancolía y tristeza. "A la gente no le gusta reconocer su tristeza, pero es un sentimiento que a mí siempre me ha gustado, incluso me da cierto placer. Algunas de las mejores canciones de la historia son canciones tristes", dice Vasallo.

El ex integrante de Duncan Dhu parece haber encontrado un nuevo rumbo en su carrera en solitario con este nuevo trabajo, más intimista. "El disco, en conjunto, va en una sola dirección, desarrolla un solo concepto. Son canciones de amor desde un punto de vista introspectivo", explica.

Su anterior aventura en solitario, Cabaret pop, ha quedado también atrás. "Fueron dos discos de aprendizaje que han culminado en este nuevo trabajo. Este álbum marca el final de un proceso", dice. Vasallo va quemando etapas, porque la gira que hizo con Mikel Eretntxun, con motivo de la edición de los grandes éxitos de Duncan Dhu, significó un adiós definitivo a la banda a la que perteneció durante casi quince años. "Lo del recopilatorio de Duncan Dhu era algo necesario y la gira fue agradable y sin trascendencia. Pero, en general, pienso que no vale la pena volver al pasado", dice Vasallo. "La añoranza es artísticamente peligrosa porque te impide crecer como creador y como persona. Llega un momento en que hace falta parar y replantearte hacia dónde vas. Yo nunca he temido a los cambios, ni en la música ni en la vida".

La nueva fase de este músico lo acerca al universo de los cantautores. "En este país, decir cantautor es acercarse a un terreno peligroso, porque tiene unas connotaciones muy concretas, a las que yo no me siento cercano, como es la canción política y de protesta", señala, "pero hay otras escuelas, como la francesa, la anglosajona o la latinoamericana".

Producido por Suso Saiz, el disco cuenta con las colaboraciones de Javier Álvarez y Luis Eduardo Aute. "Éste es un disco de canción de autor", admite Vasallo, "pero yo soy una persona que viene del pop y el rock, y eso se nota. Comparado con otros cantautores españoles, mi sonido es más rugoso".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS