Entrevista:Fele Martínez | USUARIOS

'A Internet le doy una importancia relativa'

El actor ha rodado el cortometraje 'El castigo del Ángel' con cámara digital

El actor Fele Martínez, de 27 años, no puede estarse quieto. Pese a su juventud lleva 14 películas a sus espaldas desde que con 19 primaveras el director Alejandro Amenábar se fijara en él para interpretar al protagonista de su ópera prima: Tesis. Su interpretación de Chema, un estudiante experto en temas sangrientos y aficionado a las snuff movies, le valió el Goya al actor revelación. Desde entonces, mucho ha llovido: cine, teatro, más cine, cortometrajes... actividades que le alejan de su tierra natal, Alicante.

Por suerte para Fele, existe el correo electrónico, que le mantiene conectado con sus colegas de siempre: 'Ya no he vuelto a usar el papel para escribir'. También tiene grabado en la retina la primera vez que entró en un chat. 'Fue con un buen amigo hace dos veranos. Me quedé asombrado'. Sin embargo, no recuerda su primer contacto con Internet ni tiene webcam. Tampoco se descarga música de la red: le da una importancia relativa. 'Internet es una base de datos. Parece una televisión con miles de canales y si te descuidas te quedas pillado'. Considera que la red hay que usarla en su justa medida. 'Navegar por navegar es absurdo. Está bien como fuente de información para investigar porque te ahorra trabajo'. Por ejemplo, para buscar documentación sobre un personaje al que deba interpretar. A Fele Martínez le vemos en la gran pantalla por su papel en la comedia de Miguel Bardem, Noche de Reyes, en la que da vida a Trifino, un acaudalado heredero con halitosis que pretende a la primogénita del protagonista. 'Es curioso porque siempre me he sentido identificado con mis personajes. Salvo Trifino. Lo he construido a partir de la nada'.

Entre toma y toma, peli o teatro, a Fele le sobra tiempo para cambiar de rol y rodar un cortometraje: 'Prefiero trabajar que estar en mi casa mirándome los pies'. El castigo del ángel, así se llama su primera experiencia como director, ha sido rodada con cámara digital 'por una cuestión de tiempo y comodidad. Rodar en 35 milímetros trae más problemas. Con la digital no tienes miedo de quedarte sin película para filmar'. El corto lo empezó a rodar en febrero. '¡Es increíble lo que se acaba creando a partir de 12 folios! Me ha gustado conocer una parte de mi trabajo que desconocía. Pero esto no quiere decir que me pase al otro lado de la cámara: era una historia que necesitaba vomitar'.

Fele Martínez.
Fele Martínez.CRISTÓBAL MANUEL

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS