Muere en Tàrrega un trabajador al caer de lo alto de una cisterna

Un trabajador de la empresa Ros Roca-Indox, de Tàrrega (Urgell), falleció como consecuencia de un accidente laboral ocurrido al caerse desde lo alto de una cisterna en construcción. La víctima, Jaume Domingo Llavall, de 51 años, era vecino de Tàrrega. Según los Mossos d'Esquadra, que acudieron a la fábrica para instruir el atestado, el accidente se produjo alrededor de las dos de la tarde.

La firma Indox se dedica a la fabricación de cisternas y depósitos estáticos para el transporte y almacenamiento de gases y productos alimenticios. El fallecido, casado y padre de dos hijos, era el encargado de revisar y comprobar el acabado de las cisternas. Cuando efectuaba esa misión, por causas que se desconocen, cayó al suelo y se golpeó fuertemente en la cabeza. Los servicios de asistencia no pudieron salvarle la vida.

Funcionarios de la Inspección del Departamento de Trabajo se personaron en el lugar de los hechos para investigar si el accidente pudo deberse a la falta de medidas de seguridad. Con la de ayer ya son tres las víctimas mortales registradas en la provincia de Lleida en lo que va de año. En 2002 los accidentes laborales dejaron en esta demarcación un trágico resultado de 22 personas muertas, casi dos mensuales.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS