Nicaragua no enviará más tropas a Irak por falta de fondos

El ministro de Exteriores nicaragüense, Norman Caldera, ha confirmado que su país desistirá de enviar un segundo contingente militar de ayuda humanitaria a Irak en febrero próximo. Un primer contingente de la Fuerza de Tarea Nicaragua, integrado por 115 oficiales y soldados del Ejército de Nicaragua compuesto por médicos y zapadores, viajó a Irak en agosto de 2003, con el fin de brindar asistencia médica y eliminar minas antipersonales en ese país. El contingente de Nicaragua está desplegado bajo mando español en Base España, en Diwaniya, al sur de Irak.

Este grupo militar sería reemplazado el próximo 15 de febrero por una cantidad igual de efectivos con la misma misión en Irak, si Nicaragua conseguía de la comunidad internacional los 750.000 dólares para la financiación de su trabajo. En una improvisada rueda de prensa celebrada la noche del martes, tras el saludo del presidente nicaragüense, Enrique Bolaños, al cuerpo diplomático acreditado en el país, el canciller Caldera confirmó que el segundo contingente militar nicaragüense no viajará a Irak.

Caldera explicó que la Cancillería nicaragüense no logró obtener de la comunidad internacional la donación en efectivo para el envío de esas tropas a Irak, y de conseguir esos fondos en los próximos días "ya sería demasiado tarde" para enviarlas. El jefe de la diplomacia nicaragüense indicó que "en las próximas horas" Nicaragua notificará oficialmente a la coalición en Irak que no se enviará el segundo contingente.

Caldera afirmó: "No hemos podido conseguir , hay ofertas

[económicas de algunos países que son] parciales, y no podemos cumplir con todo lo que se necesita". "Buscamos por todos lados y no se ha podido. Lo que sucede es que muchos países han hecho su contribución al contingente humanitario que Naciones Unidas tiene allá" y declinan ayudar a Nicaragua en el envío de esas tropas, agregó.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS