Cepes critica que la CEA se niegue a ampliar la concertación

El presidente regional de la Confederación de Entidades para la Economía Social (Cepes), Antonio Romero, criticó ayer con dureza al máximo responsable de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), Santiago Herrero, quien el jueves advirtió a la Junta de Andalucía de que se opondrá a cualquier intento de ampliar el diálogo social más allá de los firmantes (la propia CEA, los sindicatos UGT y CC OO y el Gobierno autonómico) de los cinco acuerdos de concertación suscritos en los últimos diez años en la comunidad. Hace mes y medio, el presidente andaluz, Manuel Chaves, abogó por incorporar a los representantes de la economía social (cooperativas y sociedades laborales) en estos acuerdos.

Romero lamentó la "línea de crispación" del discurso de Herrero ante la asamblea general de la CEA. "En una sociedad plural donde se reconoce la libre asociación no es malo que otras asociaciones con un peso muy importante en Andalucía como Cepes, cuyas 10.000 empresas suponen el 13% del Producto Interior Bruto andaluz participe de los acuerdos de concertación, donde nuestra presencia viene motivada por nuestro saber hacer", agregó el presidente de Cepes, quien negó que la incorporación de la Federación Andaluza de Cooperativas Agrarias a la CEA dé mayor legitimidad a la patronal andaluza. "Faeca sigue estando en Cepes", explicó.

Según Romero, a los dirigentes de la CEA "no les interesa el reparto del pastel, que algunos señores no quieren compartir, cuando en la solidaridad está el éxito". El presidente de Cepes mostró su confianza en que el PSOE cumpla con las promesas electorales de dar paso a la economía social en el proceso de concertación.

Los secretarios regionales de UGT y CC OO, Manolo Pastrana y Julio Ruiz, se mostraron también críticos con Herrero por su oposición a la fiscalidad ecológica y por considerar corresponsables a los trabajadores de la siniestralidad laboral. Pastrana y Ruiz, sin embargo, coincidieron con el presidente de la CEA en limitar el diálogo social a los firmantes de los últimos acuerdos.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS