La Acadèmia votará el día 22 de diciembre el dictamen del valenciano

La Acadèmia Valenciana de la Llengua (AVL) someterá a votación el próximo 22 de diciembre, día del sorteo de la lotería nacional, el dictamen de la entidad del valenciano bloqueado la pasada semana, según confirmó la presidenta del organismo en el pleno de ayer, Ascensión Figueres. El dictamen es fruto de los trabajos de una ponencia constituida por cuatro académicos. En el texto se incidía en la denominación tradicional, estatutaria de la denominación de valenciano al tiempo que reconocía la unidad lingüística a través de la fórmula de valenciano / catalán, propuesta para determinados ámbitos.

A pesar de alcanzar un acuerdo sobre el dictamen el 12 de noviembre, dos académicos designados por el PP rectificaron días después su visto bueno, por lo que la ponencia como tal se ha disuelto. Las presiones del Consell y del PP para que la Acadèmia no se pronunciara sobre la cuestión fueron muy intensas.

Ante esta situación, nueve académicos -ahora ya son 13, tras la última incorporación del vicepresidente, Josep Palomero- firmaron un escrito pidiendo que se introdujera el contenido del dictamen en el orden del día del pleno del 22 diciembre, como estaba previsto en un principio antes del recrudecimiento de la polémica lingüística. Ayer, Figueres confirmó el día, según diversas fuentes de la Acadèmia. Para que una iniciativa así se admita a trámite debe estar respaldada por al menos siete de los 21 académicos, como marca la ley. Se podrán presentar enmiendas.

Unanimidad

Los siete académicos próximos al secesionismo lingüístico presentaron una petición a la presidenta para que remita un texto a la presidencia del Congreso y del Gobierno en defensa el valenciano. Al final, el pleno aprobó por unanimidad que Figueres remita al Congreso un texto recordando que "la denominación oficial de la lengua" es "el valenciano" y exigiendo que sea preservada en el ordenamiento jurídico". También remitirá el acuerdo del 19 de diciembre de 2003 en el que se insiste en el valenciano, si bien se apostilla en que no es "incompatible" "ni ha de entrar en contradicción con otras denominaciones también tradicionales". Otro punto dice que la AVL pide a las instituciones públicas ser consultada en todos los casos en que se legisle o se tome iniciativas sobre el valenciano". Además, se incide en que la Acadèmia emitirá un dictamen.

Los sietes académicos citados han pedido a la presidenta un dictamen del Consell Jurídic Consultiu sobre si la AVL puede pronuncirse sobre el nombre.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS