Azkarraga cifra en 21,7 millones el coste de su plan de nuevas cárceles

El consejero de Justicia, Joseba Azkarraga, cifró ayer en el Parlamento en 21,7 millones el coste de su plan para sustituir las actuales cárceles. Azkarraga ya presentó en marzo este estudio, en el que su departamento invirtió 170.000 euros y que choca con la falta de las competencias y con los proyectos de la Dirección General de Instituciones Penitenciarias. Azkarraga tachó de "error" el macrocentro de Zubieta para sustituir a Martutene.

Las transferencias penitenciarias fueron reclamadas también en la Cámara por el representante del colectivo de apoyo a presos Salhaketa, César Manzanos, que pidió centros pequeños y específicos. Manzanos, que compareció para hablar sobre la prisión de Nanclares de Oca, dijo que con las transferencias en manos del Ejecutivo autonómico empezarían a resolverse los problemas. El parlamentario del PP, Carlos Urquijo, rebatió su argumento y usó para ello las cifras de muertes. "En Cataluña, con la competencia transferida, se produce el 25% de los fallecimientos en cárceles españolas" sin que su población reclusa lo justifique, dijo Urquijo para argumentar que "la transferencia no es la panacea".

Por otra parte, la asociación SOS Víctimas de Euskadi reclamó la creación de un registro de personas desaparecidas y una unidad especializada en la Ertzaintza.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS