Chano Domínguez graba su primer disco para niños

Constantino Romero es el narrador de los 16 cuentos

El jazzman español más internacional, el gaditano Chano Domínguez, se ha embarcado en un proyecto muy especial: la grabación de su primer disco dedicado a los niños. Cuentos del mundo, título del disco, "garantiza a los padres 40 minutos de tranquilidad absoluta", asegura el pianista. La narración de Cuentos del mundo corre a cargo del actor y presentador Constantino Romero.

Cuentos del Mundo surgió a iniciativa de Marina Albero, pareja del pianista y una reconocida intérprete de música tradicional. "Todo empezó como una broma, durante una comida con Constantino Romero, que es un amigo de mi familia de toda la vida". El proyecto sorprendió a Chano Domínguez en un raro momento de quietud, alejado de la carretera y los escenarios, tras la publicación de su último trabajo Con el alma. "Teníamos una niña muy pequeña y otro niño recién nacido, lo que nos obligaba a pasar mucho tiempo en casa. Desde un principio, fue un trabajo que hicimos para divertirnos. La idea nos mantuvo entretenidos durante un año".

Algunas de las creaciones musicales que Chano Domínguez elaboró para el disco surgieron mientras escuchaba la narración de Constantino Romero: "Grabar con Constantino es un lujo y una fuente de inspiración". El actor y presentador, por su parte, contempla su colaboración con el pianista como un regalo llegado del cielo: "Si me hubieran dicho que iba a grabar un disco con Chano Domínguez no lo hubiera creído, pero así ha sido gracias a esta gestión cariñosa que hay entre nosotros. Al final, lo que ha salido es un disco sin más planteamiento que el cariño con que se ha hecho. Su única pretensión es la de ofrecer a los niños una posibilidad más de ampliar su horizonte de entretenimiento y de fantasía, y añadir a los planteamientos vitales tradicionales los valores que puedan ofrecer los cuentos de Japón o Mauritania".

Cuatro países

Cuentos del Mundo incluye relatos populares de cuatro países, Mauritania, Japón, Reino Unido o España. El burrito descontento o Los pasteles y la muela son algunos de los cuentos españoles que incluye el disco. El trabajo cuenta también con la colaboración de la hija de Chano, Serena, que, en el momento de la grabación, contaba con tres años de edad, y a quien se encargaron las voces adicionales y las ilustraciones que adornan el libreto de 28 páginas.

El disco, editado por Karonte, destaca entre otras iniciativas similares por ser un producto cuidado hasta el último detalle. Un auténtico desafío para sus autores, incluyendo el propio Chano Domínguez, para quien "el proceso de componer las canciones resultó enormemente difícil porque se trataba de que los niños las entendieran y que nosotros musicalmente estuviéramos contentos con lo que pasaba".

Para Marina Albero "en el mercado infantil hay un vacío de productos de calidad, sobre todo en el nivel musical. Sin embargo, los niños tienen el mismo derecho que las personas mayores a escuchar música de calidad y a acceder a una literatura de calidad. De hecho, se pensó en ponerle edad al disco y creemos que, precisamente, por la calidad que tiene en cada una de sus facetas, al final le va a gustar a todo el mundo, incluso a los padres. Muchos nos han dicho que por fin pueden poner algo en el coche que también les gusta a ellos".

"Cada cuento, de los 16 que contiene el CD, cuenta con una instrumentación distinta y original. Del rock and roll se pasa al reggae, la música electrónica y la contemporánea o los tanguillos flamencos". Con Cuentos del Mundo nace una nueva discográfica: Elukeyá. Para sus promotores, "no se trata de una discográfica infantil sino que pretendemos sacar las cosas que nos apetezcan, aprovechando las facilidades que hoy se ofrecen para grabar. Es una puerta abierta a la calidad y a los proyectos personales que no tienen por qué ser grandes ventas".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS