Crónica:Motociclismo | Gran Premio de Qatar
Crónica
Texto informativo con interpretación

Lorenzo se confirma en Doha

El mallorquín se muestra intratable y controla la carrera de 250cc tras una mala salida, ante Dovizioso y Locatelli

Visto el derroche de poderío y temple que ejerció ayer Jorge Lorenzo sobre el resbaladizo asfalto de Qatar, nada gratuito resulta ya afirmar, a pesar de que se cuenten sólo dos grandes premios de este curso, que el mallorquín es el más calificado de entre los pilotos aspirantes a la poltrona que en las dos últimas temporadas fue propiedad exclusiva de Dani Pedrosa, ahora en MotoGP. Maneras nunca le han faltado al piloto español, de 18 años, pero sí templanza en un deporte en el que, habitualmente, los errores cometidos por exceso de vehemencia dejan anclado al piloto en la gravilla de la escapatoria del trazado en cuestión.

En un día de perros para la práctica del deporte del motociclismo, con rachas de viento que dejaban tumbado a cualquiera que quisiera incorporarse en la pista, Lorenzo, poseedor del mejor crono en los entrenamientos, partió desde la pole position. Pero de poco le sirve salir primero al piloto de Aprilia cuando el rojo de los semáforos se apaga. La experiencia que sin duda acumula ya en carrera no se manifiesta aparentemente en el momento de la salida, su todavía gran caballo de batalla.

"No creo que sea imposible ganar todas las carreras", afirma el mallorquín
Más información
Bautista rompe la racha
Cuidado que vienen
Rossi saca el látigo

A Lorenzo le tocó remontar tras pasar el primer parcial de la carrera en sexta posición. Y vaya si lo hizo. Al cruzar la línea de meta en la primera vuelta, el mallorquín, entonces ya en tercer lugar, pegado al colín de la Aprilia de Roberto Locatelli, observó de cerca cómo el italiano salió recto a la tierra y le despejó el camino para poder dar caza a Andrea Dovizioso, en cabeza de la carrera.

"He salido muy mal y la carrera se convirtió en muy peligrosa por culpa del viento", comentó luego el ganador. "Nunca había corrido en estas condiciones. La moto incluso se levantaba y necesitaba colocar mi peso muy adelante para evitarlo. Con un poco más de viento, tal vez hubieran debido suspender la carrera".

El sosiego que esta temporada depura Giorgio, como así se conoce a Lorenzo en el ámbito motociclista, volvió a salir ayer a la palestra en el circuito de Losail. Tras algunas maniobras que la pasada temporada le hicieron resbalar por el asfalto de algún que otro Gran Premio

[Cataluña, Alemania y Japón], el pupilo de Dani Amatriain fue secando décima a décima, sin asumir innecesarios riesgos, la desventaja que tenía respecto al italiano de Honda.

No fue hasta el noveno giro cuando el balear se colocó en cabeza tras llevar a cabo una maniobra marca de la casa. Pegado el neumático delantero de su Aprilia al trasero de la moto japonesa de Dovi, Lorenzo frenó como en él es habitual, mucho más tarde que nadie de su parrilla, al entrar al viraje del final de la recta de meta. Le superó casi sin esfuerzo, de forma natural y sin ninguna posible réplica.

Con Lorenzo liderando ya la prueba, el italiano no se despegó de él en ningún momento. Aguardó y estudió a su rival para tratar de sentenciarle en el último suspiro, en la última vuelta. Formando un solo cuerpo, las motos de los dos pilotos se emparejaron y Dovizioso le rebasó por el interior de en un viraje de izquierdas. "Tenía muy claro dónde me iba a intentar adelantar Dovizioso", reconoció Lorenzo, ya como vencedor de la carrera. "Yo tenía previsto adelantarle en la recta de entrada a meta, porque allí era más rápido que él. Pero al final no ha sido necesario porque él ha cometido un error y me ha dejado el camino despejado", se congratuló el mallorquín, que, con la victoria lograda ayer, se sitúa líder aventajado de la clasificación en la categoría del cuarto de litro, con 14 puntos más que Andrea Dovizioso, segundo ayer.

La cautela que demostró Lorenzo encima de la moto no fue la misma que demostró al descender de ella. "El campeonato está muy bien encarrilado", aventuró. "Hemos empezado muy bien, con dos podios y dos victorias. Creo que debemos mejorar en la lluvia y, aunque es complicado, no creo que sea imposible ganar todas las carreras de la temporada".

Jorge Lorenzo celebra su triunfo en el podio.
Jorge Lorenzo celebra su triunfo en el podio.REUTERS

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS