Crónica:Fútbol | 15ª jornada de Liga
Crónica
Texto informativo con interpretación

El Racing remonta un partido insufirble ante el Mallorca

El Mallorca de Gregorio Manzano cierra el año en el Ono Estadi (antes estadio de Son Moix) con un balance tan malo que parece un castigo a su afición: en los últimos doce meses, sólo ha ganado cinco partidos en casa, y la última y única victoria de esta temporada fue ante el Espanyol, el pasado 24 de septiembre.

Ayer, las cosas empezaron bien para los baleares. Su gol llegó al cuarto de hora y puso en evidencia la candidez de la defensa del Racing, un rival que compitió en grisura con los locales. En la frontal del área, Basinas, Tristán y Arango se la pasaron al primer toque y la cedieron a Jankovic, que la envió a la red de volea. Con cinco goles, el serbio es el pichichi de los baleares en la Liga. Su tanto fue lo único reseñable en una primera mitad espesísima, en la que el Racing no acertó a rematar entre los tres palos ni una sola vez.

MALLORCA 1 - RACING 2

Mallorca: Prats; Héctor, Ballesteros, Nunes, Navarro; Jonás, Basinas (Víctor, m. 71), Jordi, Jankovic; Arango y Tristán (Kome, m. 78) No utilizados: Moyà; Dorado, Varela, Pereyra y Tuni.

Racing: Toño; Pinillos (Cristian Álvarez, m. 84), Rubén, Garay, Luis Fernández; Scaloni, Vitolo, Colsa (Balboa, m. 45), Óscar Serrano (Mono, min. 89); Munitis y Zigic. No utilizados: Calatayud; Alfaro, Matabuena y Juanjo.

Goles: 1-0. M. 16. Jankovic, a pase de Arango, tras una combinación en la frontal. 1-1. M. 63. Rubén, de cabeza, tras rematar Serrano. 2-1. M. 88. Balboa, solo, bate a Prats a pase Zigic.

Árbitro: Pérez Lima. Amonestó a Pinillos, Tristán, Jonás, Luis Fernández, Munitis, Scaloni y Prats.

Unos 13.000 espectadores en Son Moix.

Los cántabros arrancaron mejor tras la reanudación, aunque fueron los locales quienes comenzaron sumando un par de ocasiones claras. Sin haber inquietado al rival en ningún momento, los de Miguel Ángel Portugal acabaron aprovechando la calma del Mallorca, que no se decidía a darles la puntilla. Después de avisar con un fallido mano a mano de Zigic frente a Prats, el defensa Rubén rebañó un balón tras una falta para empatar el partido. Y a dos minutos del final, una contra conducida por Munitis y Zigic sirvió para que Balboa diera la vuelta al marcador.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS