La morosidad de la banca baja al 8,43% hasta junio

La cifra asciende a 106.196 millones, aunque el sector mantiene el doble en activos improductivos procedentes del ladrillo

Un hombre sostiene varias monedas de euro.
Un hombre sostiene varias monedas de euro. EFE

A medida que mejora la economía, cae la morosidad. Según los datos del Banco de España, el volumen de crédito moroso de bancos, cajas, cooperativas y financieras que operan en España con familias y empresas volvió a bajar en junio hasta el 8,43%, desde el 8,74 % de mayo. Esta cifra supone situarse en el nivel más bajo de los últimos cinco años.

Según los datos provisionales publicados ayer por el Banco de España, los créditos impagados se redujeron hasta los 106.196 millones desde los 110.094 millones de mayo o los 122.508 millones de junio de 2016. El sistema financiero alcanzó su punto álgido en morosidad en 2013, cuando llegó a los 197.235 millones, casi el doble que la situación actual.

Pese a este factor positivo, existe otro que supone un lastre para el sector: al cierre de 2016 las entidades conservaban algo más de 190.000 millones en activos improductivos (que son los dudosos más los adjudicados) procedentes del ladrillo. La cifra solo es una reducción del 9% sobre 2015, según el Informe de Estabilidad Financiera del Banco de España. El supervisor alertó de que estos activos que no generan ingresos “siguen constituyendo una proporción relevante del balance de las entidades en su actividad” y presionan a la baja su rentabilidad.

Más información
La morosidad de la banca en septiembre desciende hasta el nivel de mayo de 2012
El Banco de España alerta del exceso de ladrillo que aún tiene la banca
El Banco de España activa un fondo para controlar el crédito

Contención del crédito

Según José Luis Martínez Campuzano, portavoz de la Asociación Española de Banca (AEB), esta caída de la morosidad “se debe tanto al esfuerzo de los bancos por facilitar las condiciones de pago a las familias y empresas con problemas, a la mejora de las condiciones de financiación y a la propia mejora económica”.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.
Suscríbete

Precisamente ayer el gobernador del Banco de España, Luis Linde, apuntó en unas jornadas sobre inversión y financiación que “persisten elementos que pueden estar conteniendo un mayor dinamismo de la inversión”, entre las que citó a la incertidumbre de la zona del euro, los niveles excesivos de deuda y las dificultades para acceder a nueva financiación. Linde también apuntó que “el coste de financiación de las pymes españolas ha convergido al nivel de las grandes economías de la zona de euro”. El saldo vivo de crédito cayó un 3% en tasa anual.

Sobre la firma

Íñigo de Barrón

Es corresponsal financiero de EL PAÍS y lleva casi dos décadas cubriendo la evolución del sistema bancario y las crisis que lo han transformado. Es autor de El hundimiento de la banca y en su cuenta de Twitter afirma que "saber de economía hace más fuertes a los ciudadanos". Antes trabajó en Expansión, Actualidad Económica, Europa Press y Deia.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS