Telegram capta 1.400 millones para lanzar su propia criptomoneda

La operación es la mayor en la historia de las realizadas con divisas digitales

Justo cuando el bitcoin y gigantes tecnológicos de la talla de Amazon y Tesla pasan por horas bajas, una empresa de la nueva economía vuelve a sorprender por el dinero recaudado a través de las criptomonedas. Se trata de la compañía de mensajería instantánea Telegram (la respuesta del ruso Pavel Durov a la omnipresente WhatsApp), que ha logrado el récord histórico de 1.700 millones de dólares (casi 1.400 millones de euros) por su oferta pública para financiarse a través de la creación de una divisa digital, operaciones conocidas como ICO.

Siluetas de usuarios de móviles sobre los logros de Signal, WhatsApp y Telegram, tres servicios de mensajería instantánea
Siluetas de usuarios de móviles sobre los logros de Signal, WhatsApp y Telegram, tres servicios de mensajería instantáneaDADO RUVIC (REUTERS)

La ICO —siglas de Initial Coin Offeringu Oferta Inicial de Moneda— de Telegram ya obtuvo grandes titulares en febrero por levantar 850 millones de dólares (unos 691 millones de euros al cambio actual) por parte de 81 inversores a los que se les había impuesto el requisito de aportar al menos un millón de dólares.

Más información
Bitchain: de empresa promesa al mayor escándalo español del bitcoin
De los diamantes a la carne: los otros usos del ‘blockchain’
La comunidad LGBT tendrá su criptomoneda a partir de abril

La operación se ha replicado en una nueva ronda por la misma cantidad, que se cerró la semana pasada, convirtiéndose de largo en la ICO más grande de la historia. La empresa no descarta lanzar nuevas rondas para hacerse con más financiación: algunas fuentes especulan con un objetivo final de 2.250 millones de dólares. Con este dinero, lanzará su red de blockchain —la tecnología que sustenta al bitcoin— y su propia criptomoneda, que se llamará Gram.

El éxito de Telegram llega en malos momentos para el bitcoin, la criptomoneda más conocida que desde los máximos alcanzados en diciembre del año pasado ha perdido un 65% de su valor. Y coincide también con el contencioso que el fundador de la empresa, el multimillonario treintañero Pavel Durov, mantiene con los servicios de inteligencia rusos. Estos le reclaman infructuosamente información sobre sus millones de usuarios. Las autoridades rusas habían amenazado con bloquear la aplicación en el país si la empresa no accedía a sus demandas, pero esta replica que es técnicamente imposible entregar los datos, ya que están encriptados. Hace años que Durov abandonó su país natal, al que dice no tener ninguna intención de regresar.

Con esta ICO, Telegram pretende construir su propia red de blockchain, lo que le permitiría crear un sistema que operara muchísimo más rápido. Desde su nacimiento en 2013, Telegram ha logrado aumentar notablemente su presencia, hasta los 200 millones de usuarios mensuales activos.

Rival de WhatsApp

La empresa fundada por los hermanos Durov —además de Pavel, Nikolai— se ha convertido así en uno de los grandes competidores de WhatsApp, que en 2014 fue comprada por Facebook por 19.000 millones de dólares (más de 15.000 millones de euros).

Pese a la notable capacidad de Durov para convencer a inversores millonarios, no todos los analistas interpretan la operación lanzada como un éxito. Algunos expertos en el mundo blockchain advierten de que una cantidad tan grande de financiación puede convertirse en un problema para la empresa. “Si Telegram no es capaz de empezar a generar ingresos y los gastos siguen creciendo, la compañía podría arriesgarse a la bancarrota o verse obligada a recaudar fondos adicionales en condiciones no ventajosas”, analizan los inversores Justine y Olivia Moore, según informa el portal Bitcoin.com.

Sobre la firma

Luis Doncel

Es jefe de sección de Internacional. Antes fue jefe de sección de Economía y corresponsal en Berlín y Bruselas. Desde 2007 ha cubierto la crisis inmobiliaria y del euro, el rescate a España y los efectos en Alemania de la crisis migratoria de 2015, además de eventos internacionales como tres elecciones alemanas o reuniones del FMI y el BCE.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS