MediaMarkt se lanza al alquiler y el renting de dispositivos y electrodomésticos

La cadena de electrónica de consumo debe un 7% de sus ingresos de 2.050 millones a los servicios

Fachada de una tienda de MediaMarkt, en una imagen facilitada por la empresa.
Fachada de una tienda de MediaMarkt, en una imagen facilitada por la empresa.

MediaMarkt aspira a ser una empresa “relacional, más que transaccional”. Con esta frase, su consejero delegado en España, Alberto Álvarez, resume el nuevo enfoque de la cadena de venta de electrónica, que incluye dar más peso a nuevos servicios como el alquiler o el renting de algunos productos o la venta de electricidad, alarmas o domótica. Con estos servicios, la empresa logra ya el 7% de los ingresos, que el año pasado ascendieron en España a 2.050 millones. Alrededor de un 13% llegaron de la venta online.

Según ha explicado este miércoles ante los medios Álvarez, que lidera la filial española de MediaMarkt desde abril de 2019, la sociedad española ha cambiado mucho desde que la empresa desembarcase en España hace 20 años. “Ahora el cliente valora más el disfrute de un producto que la propiedad”, ha explicado el directivo. De ahí que la cadena se lance al alquiler de productos, de cualquier categoría (“lo que el cliente demande”, afirma Álvarez), desde un teléfono a un gran electrodoméstico. Es un servicio que ya se ha puesto en marcha en Alemania y que dentro de un par de meses se iniciará en la tienda de El Prat, en Barcelona, para extenderse al resto de tiendas en otros dos meses.

Otro de los servicios que prepara el gigante de la electrónica es el renting de dispositivos. El cliente podrá optar por usarlos durante un tiempo y, pasado este, optar entre renovarlo por otro nuevo o quedárselo. Podrá, además, MediaMarkt comprará a los clientes sus antiguos dispositivos y los pondrá a la venta reacondicionados, un proyecto denominado New Life. “Creemos que hay un público diferente para cada opción, para el uso o para la propiedad”, ha señalado Álvarez. Otros servicios incluyen, a través de otras empresas, la formación al cliente en el uso de algunos dispositivos o la atención telefónica para cuestiones técnicas 24 horas. “Apostamos por la venta de soluciones completas, vende un producto como tal ya no es suficiente”, ha afirmado.

Según ha explicado, España es el principal mercado de MediaMarkt en este tipo de servicios, que suponen ya el 7% de las ventas. Para aumentar ese porcentaje, la empresa se lanza también a la venta de otros servicios. Por ejemplo, tras firmar un acuerdo con la eléctrica portuguesa EDP, venderá “soluciones llave en mano” para que los clientes instalen paneles fotovoltaicos, sin obligación, según Álvarez, de cambiar de compañía eléctrica. Al igual que han hecho otras empresas, como Movistar, también ofrecerán servicios de seguridad (alarmas), negocio para el que están en conversaciones con los “grandes del sector”. Álvarez también ha anunciado que, con la llegada del 5G, que supondrá un impulso a los dispositivos conectados, venderán también domótica, soluciones para manejar los electrodomésticos y otras instalaciones del hogar a distancia, a través de un móvil conectado a internet.

En cuanto a las tiendas, la cadena cuenta con 88 en España y no prevén ya abrir muchas más “en el formato tradicional”, la tienda grande de las afueras. Sí apuestan por “nuevos conceptos”, entre ellos el que Álvarez ha calificado “de conveniencia”, un local urbano, pequeño, que actuará como punto de recogida de pedidos online y en el que se podrá pedir servicios y comprar cualquier cosa del catálogo online o, físicamente, una selección de los productos más vendidos. La cadena invertirá 11 millones en reformar las tiendas actuales para implementar una nueva gestión de las categorías del surtido que ya se está ensayando en la tienda de El Prat.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.
Suscríbete

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS